#PelucaGate: Lozano refuta defensa de Anaya y “demuestra” su amistad con Barreiro

Y cuando creíamos que en las precampañas habíamos visto lo más gacho de nuestra política y que el periodo de “descanso” (intercampañas) iba a ser utilizado por los candidatos y sus equipos para agarrar vuelo y hacer una campaña como se debe… llega el #PelucaGate y consigue lo que parecía imposible: que los aspirantes a la presidencia bajaran la discusión a niveles del TVyNovelas.

Luego de que el abanderado de Por México al Frente, Ricardo Anaya, se presentara en oficinas de la SEIDO para entregar un escrito con el que acusa que la PGR está siendo utilizada por el PRI para armarle una “guerra sucia” y, así, intentar bajarlo del segundo lugar de las encuestas, apareció en escena el vocero de José Antonio Meade, Javier Lozano… ¿para qué? Pues qué más, sino para entrarle su mero mole y golpear la defensa que Anaya intentó exponer respecto al caso de lavado de dinero en el que se le involucra.

Ahh claro, para esto hay que recordar que además del escrito que presentó en la SEIDO, el panista difundió un video en el que medio explicó que el supuesto caso de lavado en el que lo están metiendo no fue otra cosa que un movimiento financiero derecho: en 2014, con dinero de la hipoteca de su casa, un préstamo bancario y ahorros, compró un terrenito en el que construyó una nave industrial. Dos años más tarde, lo vendió en 54 millones de pesos a un conocido arquitecto (Carlos Reyes) y punto. Todo bajo contratos y con dinero (al menos de su parte) comprobable. “En mi caso, en la cláusula 20 de la escritura pública (…) quien me compró declaró ‘bajo protesta de decir verdad’ que los recursos de la compraventa tienen una naturaleza lícita”.

¡Va la bolita de regreso! ‘Por México al Frente’ acusa a Meade por desvío de recursos

Pero claro que ahí no iba a quedar la cosa y qué mejor veneno para el exlíder panista que… un expanista. Así, sin tanto choro, en un video Javier Lozano explicó tres datos que -para él- exhiben a Ricardo Anaya en todo este asunto: para empezar, dice Lozano, quien firma a nombre de Manhattan Masterplan Develoment por la compraventa de la nave industrial no es Carlos Reyes, sino Luis Alberto López López…¿? ¿Y ese güey quién es?, el chófer de Manuel Barreiro, empresario ligado a todo este entramado que anda amparándose contra una inminente orden de aprehensión. Segundo. De acuerdo con el exrebelde del PAN, Manhattan Masterplan Develoment fue clasificada por el propio SAT como empresa fantasma, “es decir, de las que utilizan este tipo de vehículos o instrumentos para evadir impuestos y lavar dinero” y, por tercero, según “información pública”, en sólo 51 días y con un capital de 10 mil pesos, Manhattan… consiguió el crédito para comprar en 54 mdp la nave de Ricardo Anaya.

Ok… ¿y por qué #PelucaGate?

Para rematar sus evidencias y revelar la “cuarta mentira” en la que cayó el abanderado del Frente (negar conocer a Manuel Barreiro), el fan de Claudia Cardinale (ufff) difundió, al más puro estilo de “revistas del corazón”, el video de la boda del empresario. Así, en imágenes, se puede ver a Anaya bailando amenamente, luciendo una peluca… de ahí el jocoso #PelucaGate. “No sólo conoce a Barreiro, son compadres. Y salieron buenos pa’ la fiesta”, apunta Lozano.

Fina, fina, salió la intercampaña… y apenas llevamos una semanita.

Comentarios