La ciencia lo confirma: Las ‘Fake News’, se comparten más que las noticias verdaderas

Las noticias falsas nacieron junto con la aparición del hombre y el chisme: la difamación de boca en boca, esa  fue la primera forma de propagarlas. Con la llegada de los medios de comunicación, la línea editorial de los medios y los propios intereses de periodistas y directivos, las noticias falsas tomaron cada vez más notoriedad, pero en ese entonces, no había la posibilidad de investigar en diferentes medios si se trataba de una mentira o no. Ahora el internet y las redes sociales son los mejores huéspedes para anidar la red de Fake News.

Las noticias falsas han traspasado fronteras, metiendose no sólo en temas de política, sino que en cualquier ámbito de interés general.  Que los gobiernos tuvieran que negociar con redes sociales, para aminorar los chismes, es un fenómeno jamás antes visto, por lo que un grupo de científicos del Instituto de Tecnología de Massachusetts (MIT), decidieron investigar el trasfondo de las noticias falsas y se toparon con la sorpresa de que las Fake News, son toda una ciencia.

El estudio que fue publicado en la revista Science, reveló que las noticias falsas tienen mayor relevancia, son más leídas y más compartidas en redes sociales que las noticias verdaderas. Para comprobarlo, analizaron 126 mil artículos que circulaban en Twitter por tres millones de usuarios entre 2006 y 2017.

El estudio se enfocaba en las notas con más retweets. ¡Te vas a ir para atrás! los científicos descubrieron  que las noticias falsas se propagan un 70% más, que las noticias falsas, teniendo un alcance de entre mil  y cien mil personas, mientras que las noticias reales llegan a las cuentas de tan sólo mil personas.
Las noticias que más se comparten, son sobre política en tiempos de elecciones y fuera de ellos, pero también existe una incidencia en temas de salud, ciencia, terrorismo, y tal y como lo vimos en México después del sismo del año pasado, los fenómenos naturales tampoco se salvan.

¿Pero cómo le hacen para sobrepasar a las noticias reales?

Para empezar, el común denominador de las fake news, es la tendencia a infundir miedo, disgusto o sorpresa entre los usuarios, esto facilita su propagación, mientras que las noticias reales, crean “confianza, alegría o tristeza”, explica el estudio. Y es que resulta más difícil  para los usuarios, compartir la matanza del día de ayer, que la noticia de que el mundo se acabará en tres días.
Muchos de ustedes pensarán al igual que yo, que la popularidad de las fake news se debe a que le meten más dinero en la publicidad  de redes sociales, pero de acuerdo a los autores del estudio, estábamos muy equivocados. Los bots o cuentas automatizadas, con un pago previo, aceleran la difusión de noticias verdaderas y falsas al mismo ritmo, lo que implica que la prevalencia de la propagación de noticias falsas depende de la sensibilización del factor humano.
Otra razón por la que las noticias falsas suelen ser más populares que las reales, son los títulos mega morbosos que facilitan su expansión en redes sociales.

Imagen: Shutterstock

¿Cómo deshacernos del ‘problemita’?
 

No queda duda de que las fake news son un peligro para la sociedad. Basta tomar como ejemplo las últimas elecciones en Estados unidos, donde se ha demostrado que los rusos metieron su cuchara con bots en redes sociales. Una cadena de noticias falsas bien podría desestabilizar una nación.
Los científicos han diagnosticado las noticias falsas como un daño a la humanidad del que se tiene que investigar a fondo. De hecho, la revista Science, decidió publicar un segundo artículo, firmado por al menos 15 científicos  que advierten que “Los que difunden noticias falsas están usando métodos cada vez más sofisticados, si no tenemos suficiente información sobre el problema, nunca podremos diseñar intervenciones que funcionen.”

 

Comentarios