¿Qué está pasando con los misteriosos ataques con bombas en Texas?

Los últimos días, han sido dignos de película de terror para los habitantes de Austin, Texas. Todo comenzó el pasado 2 de marzo, cuando un paquete desconocido llegó a la puerta de Anthony Stephan House, de 39 años.

Stephan House, no había ordenado ese paquete, pero al abrirlo resultó ser una bomba que cobró su vida. Ahora, este lunes, 12 de marzo, dos nuevos bombazos en paquetería atacaron la capital del estado de Texas con poquitas horas de diferencia.

El primero a las 6 de la mañana, ocasionó la muerte un chavo menor de edad y mandó al hospital a una mujer de 40 años. El otro, ya entrado el día, explotó dentro de la casa de una señora de 75 años que terminó en la sala de emergencias con “heridas graves.”

Haciendo el recuento, van tres bombas por paquetería en solo 11 días, dos fallecidos y dos lesionadas. Ante estos escalofriantes sucesos, la policía del condado ya confirmó que todas las bombas fueron realizadas por el mismo sujeto. 

Mientras tanto, las razones para estas bombas, siguen siendo desconocidas, pero hay una línea de investigación que tiene a la policía concentrada: tres víctimas son afroamericanas y una —la señora de 75 años— es latina. Aunque la policía texana no ha considerado estos ataques como un crimen de odio, sus investigaciones todavía indican que es una posibilidad.

Austin está tratando contra un bombardero serial y, por el momento, la policía solo puede pedirle a la gente que no abra envíos desconocidos y que les avisen de todo lo que les parezca raro. Aunque no intentan causar pánico, hoy amanecieron con los reportes de 150 paquetes sospechosos en sus puertas.

Comentarios