“No toca al candidato pronunciarse sobre el estado de derecho”: Meade sobre caso Duarte

Con eso de que la PGR decidió no ejercer acción penal contra las transas de orden federal cometidas por ese pilluelo llamado César Duarte, por todos lados hay pronunciamientos para que las autoridades dejen de hacerle al cuento y – mínimo- ya extraditen al todavía priista… bueno, de todos lados no: en el tricolor siguen haciendo como que la Virgen les habla.

Un ejemplo de lo anterior es el candidato del PRI, José Antonio Meade, quien prefirió no pronunciarse sobre el carpetazo de la Procu… eso, dice, se lo deja a las propias autoridades: “En el caso de la PGR, en ese mismo ánimo de darle respeto y autonomía a sus decisiones, le toca explicar el 100 % de sus decisiones frente a una ciudadanía y a una sociedad que lo que quiere es una autoridad que funcione”.

Manlio Fabio Beltrones y José Antonio Meade
Foto: La Política Online MX

Ante tan fofo posicionamiento, no faltó el reportero que hiciera la pregunta incómoda. Pues si no quiere exigir la aprehensión y proceso por tan evidentes transas que se aventó Duarte en su administración… entonces “¿Cree en la inocencia de César Duarte?” Y la respuesta fue: “No toca al candidato pronunciarse sobre el estado de derecho, le toca pronunciarse porque las instituciones funcionen y tienen que funcionar, no a satisfacción de los candidatos, sino de la ciudadanía. Toca empujar para que se deslinden responsabilidades y toca al responsable explicar sus decisiones de suerte que no quepa ninguna duda”.

Y mientras Meade pide que las instituciones no funcionen al gusto de un candidato, el coordinador de su campaña, Aurelio Nuño, fue al programa que conduce con Loret de Mola (o quién sabe qué ocurre ahí, pero diario va) y pidió que Anaya aclare la investigación que en su contra lleva la PGR, por presunto lavado de dinero. Por cierto, la Procuraduría terminó por bajar el video de la visita del panista a las instalaciones de la SEIDO, esto luego de que el INE determinara que la dependencia federal atentó contra los principios de imparcialidad y de equidad que los servidores públicos están obligados a respetar durante los procesos electorales.

Pero bueno, regresando con las declaraciones de Meade, el hombre que no es priista concluyó señalando que “es deseable” que la Comisión de Ética Partidista (del que no es su partido) revise el caso de César Duarte y, en caso de encontrar alguna “irregularidad”, se determine su expulsión. “Nosotros vamos a pelear por un México donde nadie esté por arriba de la ley. Nadie es nadie”.

Comentarios