8 mentiras “piadosas” que te dijo tu mamá para que no hicieras tonterías

¡Ay, nuestras madres! ¿Qué haríamos sin ellas? ¿Recuerdas cuando eras pequeño (a) y, para que no hicieras un escándalo o no fueras a partirte la m… tu mamá te echaba una que otra mentira? Pero ahora las cosas han cambiado y abriste los ojos.

¿Te acuerdas de lo que te llegó a decir? Aquí te va una lista de sus mejores “mentiras piadosas” que toda mamá utilizó alguna vez.

“Si comes muchas verduras verdes, tus ojos van a cambiar al mismo color”

JAJAJA esto proviene de una historia real. Algunas madres veían en sus pequeños mucha vanidad, así que… ¿cómo usarla a su favor? Sí, engañándote y diciéndote que algún día tendrías ojos verdes.

“No te comas las semillas de la sandía porque te va a crecer una en la panza”

Y tú ahí vas a creerle porque, claro, ES TU MAMÁ y, ¿cómo no iba a ser verdad? Pero ahora te das cuenta de que lo único que ella quería era que no fueras ahogarte… porque seguramente iba a pasar.

“Si te paras de la mesa mientras estás comiendo, la cara se te hace chueca”

Turbo real. Para que no anduvieras corriendo alrededor de la mesa y te concentraras en comer, tu mamá seguro te aventó una amenaza parecida a esta.

“Si ves a dos perros apareándose, te salen perrillas en los ojos”

Y no solo a los perros. Evidentemente esto era para que no fueras a ver cosas indebidas… “porque te castiga Diosito”. ¡Vaya manera de evitar que vieras porno!

“Si te tocas te salen pelos en las manos”

JAJAJAJAJAJJAAJAJAJA. Ésta es típica de toda madre mexicana pa’ que no se te ocurra andar ahí “experimentando” y “conociendo” tu cuerpo.

“Si ves la T.V de cerca, te vas a quedar bizco”

¿Siquiera sabes porqué te pegabas tanto a la televisión? Tal vez no, pero es claro que eso sí hacía daño a tu vista… aunque no al grado de dejarte bizco.

“Si te haces pipí mientras te bañas, el agua se regresa por el grifo y con eso te vas bañar”

Yep. Esto también fue una GRAN mentira, aunque, pensándolo bien… EEEWWWW! ¿Quién hacía eso?

“Santa te está vigilando”

Sobra decir algo. Ahora sabes que Santa Claus es tan real como que los políticos de este país no son corruptos.

Comentarios