¿Otra vez tú? Enrique Ochoa Reza le pone ropita con lema electoral a su bebé y lo presume en redes sociales

Sabes que es época de elecciones cuando los candidatos hacen LO QUE SEA con tal de invitar a la gente a votar por ellos. En este caso, tenemos a Ochoa Reza, el presidente nacional del PRI a quien se le hizo una buena idea ponerle ropita con lema electoral (tipo playera del PRI que te regalan en estas fechas) a su bebé y presumirlo en redes sociales. Por supuesto que sólo a él se le hizo una buena idea porque los demás cibernautas se le fueron encima.

¿Otra vez tú? Ochoa Reza le pone ropita con lema electoral a su bebé y lo presume en redes sociales
La foto del bebé de Ochoa Reza que subió a su cuenta de Twitter.

“Estamos felices por el nacimiento de nuestro hijo Enrique, que traerá torta y votos bajo el brazo. Te amo @GRETAROJAS19”, escribió Enrique Ochoa Reza en su cuenta de Twitter, esto junto con una foto de su bebé que trae puesto un pañalero que dice “Yo mero” y trae el logo de la campaña que usa el candidato a la presidencia de México del PRI, el buen Pepe Mid.

¿Otra vez tú? Ochoa Reza le pone ropita con lema electoral a su bebé y lo presume en redes sociales
José Antonio Meade.

“Ni siquiera a su hijo recién nacido respeta. Lo viste con camiseta de un candidato del pri y lo utiliza como publicidad. ¿Qué clase de hombre hace eso?”, respondió un usuario. Otros le preguntaron por qué el pequeño no había nacido güero (ya saben, por sus declaraciones de “los prietos que no aprietan”, y otros más le dijeron que era una vergüenza que utilizara a su bebé para difundir mensajes políticos.

¿Otra vez tú? Ochoa Reza le pone ropita con lema electoral a su bebé y lo presume en redes sociales

O sea entendemos que nos llenen la ciudad con papeles y pancartas que sólo contaminan el ambiente, que regalen tarjetas con dinero fantasma e incluso que no nos dejen ver la tele a gusto ni los videos en Youtube porque nos repiten mil veces sus spots cada 5 minutos pero, ¿es necesario esto? Cómo diría la mujer del Reverendo Alegría en Los Simpsons, ¿alguien quiere pensar en los niños? 

Comentarios