Presidencia aclara que no hubo reunión Slim-EPN como acusó AMLO; nuevo aeropuerto es “magnifica decisión”, agrega

Pues muy alucinado, complotista y todo lo que se le achacó en redes… pero Presidencia se tomó la molestia de contestarle al candidato de Morena, Andrés Manuel López Obrador, luego que éste se aventó a decir que Carlos Slim fue enviado por el gobierno federal para defender la construcción del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (NAICM) que él tanto ha criticado.

En conferencia de prensa en la que presentó la iniciativa de reforma a la Ley de Ciencia y Tecnología, el vocero de Presidencia, Eduardo Sánchez, aseguró que es una “noticia falsa” lo dicho por AMLO: no hubo comunicación entre Enrique Peña Nieto y Carlos Slim en la que se hablará de la construcción de la megaobra, así que todo lo apuntado por el empresario fue por cuenta propia…

Pero bueno, aunque no han existido acercamiento (al menos no recientemente), tanto el empresario como el gobierno federal tienen una posición muy similar respecto al nuevo aeropuerto: es “una magnífica decisión (…) Hemos hecho todo lo posible para demostrar —y lo hechos logrado— que ese aeropuerto es una buena idea para México, que es algo que va a ayudar a millones de mexicanos a mejorar sus condiciones de vida, pero contra la mala fe no hay argumento posible”, lamentó el vocero.

Recordemos que el lunes, Carlos Slim salió a defender la megaconstrucción en la que tiene clavados algunos intereses… pero de eso no habló, sino del progreso y modernidad al que nos llevaría el nuevo aeropuerto. “Va a permitir transformar a todos los habitantes de la zona (…)  Este proyecto vendrá multiplicado y traerá muchas otras inversiones que se tendrán que hacer en la zona (…) ¿Vamos a hacer una inversión lejos porque es más económica o vamos a hacer una inversión que puede ser el detonante más grande del país?”, preguntó el magnate, para después arremeter contra las intenciones del morenista de echar pa’tras el proyecto (o mínimo, llevarlo a revisión).

Por su parte, el tres veces candidato presidencial contestó al empresario acusándolo de ser usado para contrarrestar “el avance” de su movimiento. ¿Por cuenta propia? No, sino enviado desde el gobierno federal. “Seguramente Peña Nieto o Salinas, pero tampoco me preocupa mucho, no tengo pleito con él ni con nadie”, señaló el tabasqueño.

Argumentos razonables y criticables tanto del lado del empresario como del tabasqueño, a los que ahora la administración de EPN parece querer punto final: “Los detractores no lo han podido tocar ni con el roce más leve de un argumento débil y no lo han podido hacer simplemente porque no lo tienen. Esto confirma que la decisión de construir el nuevo aeropuerto es una magnífica decisión”, aseveró Sánchez.

Para abonar más ¿a la causa de Slim? el senador priista Jesús Casilla señaló que AMLO lleva a cabo “una campaña de división y odio, que busca que los mexicanos nos confrontemos”… y de ahí se soltó a mencionar los raspones de la campaña de Meade por parte del CNTE en Oaxaca y de cómo una señora le dijo a Vicente Fox que se va a quedar sin pensión. Ya sin mucho al caso con lo del aeropuerto, pero aprovechando el viaje, ¿no?