Por su trabajo periodístico, la mexicana Alma Guillermoprieto recibe premio Princesa de Asturias

En el marco del Día Mundial de la Libertad de Prensa, la mexicana Alma Guillermoprieto recibió el premio Princesa de Asturias de Comunicación y Humanidades 2018.

Por su escritura “clara, rotunda y comprometida”, Alma Guillermaprieto ha representado “los mejores valores del periodismo en la sociedad contemporánea”, de acuerdo con el acta del jurado.

Y es que la carrera de Alma ha estado llena de matices que involucran el arte, las letras y el compromiso social e informativo del periodismo.

Alma Guillermoprieto periodista mexicana
Alma Guillermoprieto. Foto: El País.

Alma Guillermoprieto

Nacida en la Ciudad de México en 1949, la periodista y profesora desarrolló toda su carrera en Estados Unidos. En su adolescencia se mudó a Nueva York para vivir con su madre y en esta etapa estudió danza moderna. Después, en 1969, viajó a La Habana, Cuba, para impartir clases de danza en la Escuela Nacional de Arte y más tarde en esta zona del Caribe, en 1978, comenzó su trayectoria en el mundo del periodismo como freelance.

Alma Guillermoprieto fue reportera de América Central para The Guardian y después trabajó para The Washington Post, donde fue redactora de plantilla en la década de los 80.

Además de trabajar con The Guardian o The Washington Post, Alma ha colaborado con diarios emblemáticos en la agenda internacional como El País, New Yorker o Newsweek. En 2017, fue galardonada con el premio Ortega y Gasset por su trayectoria.

El trabajo de la mexicana ha destacado en el ámbito internacional y es justo por esto que el jurado ha destacado su capacidad para hacer un periodismo sin fronteras, “con el que ha sabido transmitir las complejidades de la realidad latinoamericana en general y de su país en particular”.

El periodismo, Al pie del volcán te escribo

“Yo sigo pensando que nuestro papel es ser el espacio donde la gente recibe la información necesaria para entender, el espacio donde la gente puede sentarse a reflexionar, el lugar donde nosotros ayudamos a la reflexión con información que no se percibe sólo con una imagen”, contó hace dos años en una entrevista para El País.

La reflexión, a través de las crónicas y reportajes, está puesta sobre la mesa y en sus recorridos por países como Colombia, Brasil, Nicaragua, Argentina, Perú, Bolivia y México, Alma ha descrito la compleja situación social que se vive en estas regiones de América Latina.

A mediados de los 70, por ejemplo, la mexicana cubrió la insurrección en Nicaragua y la guerra civil en El Salvador, donde reveló para The Washington Post la masacre del Mozote —las agresiones y los asesinatos cometidos por el batallón Atlácatl en las comunidades de El Mozote, La Joya y Los Toriles, en El Salvador—. El trabajo de sus crónicas ha sido recopilado Al pie del Volcán te escribo.

El reconocimiento a su labor periodística llega en un momento clave para el periodismo en México, donde se vive una crisis de alerta por las agresiones en contra de periodistas y reporteros que han perdido la vida en el desempeño de su labor.

**Foto de portada: letraxletra.