Tras jornada violenta, condenan represión de Israel en la franja de Gaza

En medio de la inauguración de la Embajada de Estados Unidos en Jerusalén y la conmemoración de la fundación del Estado de Israel, miles de palestinos enfrentaban la ofensiva del ejército israelí, que se encargó de dispersar las manifestaciones en la franja de Gaza.

Este choque fue uno de los más violentos desde que en 2014 se cancelaran los diálogos de paz entre Palestina e Israel, y ante el número de heridos y muertos —al menos 59 palestinos perdieron la vida y otros 2 mil 400 resultaron heridos—, Reino Unido, Rusia, Irán y la Unión Europea condenaron la desmedida respuesta israelí en contra de los manifestantes.

Por parte de la ONU, el Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Zeid Ra’ad Al Hussein, llamó a la “máxima contención” de los enfrentamientos:

Urgimos a la máxima contención. Ya basta“.

Manifestantes son reprimidos en la franja de Gaza
Manifestantes son reprimidos en la franja de Gaza. Foto: Thomas Coex

Un día crítico

El traslado de la Embajada de Estados Unidos de Tel Aviv a Jerusalén sucedió justo en contexto de la conmemoración de los 70 años de la Nakba, es decir, la creación de Israel y el éxodo de los palestinos de esta tierra.

En este escenario, la violencia se detonó ante las manifestaciones de los palestinos que protestaban por estas dos razones —en diciembre pasado, la comunidad internacional advirtió al gobierno de Donald Trump que el traslado de la embajada de su país provocaría una alta tensión entre estas naciones, pues esta ciudad es considerada como sagrada por judíos, cristianos y musulmanes y debido a su implicación religiosa era señalada como una zona “neutral”, sin embargo, el reconocimiento de Estados Unidos como capital de Israel la coloca como una zona totalmente israelí—.

El drama de este día crítico se acentuó con el fallecimiento de una bebé de ocho meses de edad, Leila Al Ghandur, quien falleció tras haber inhalado gases lacrimógenos durante los enfrentamientos en la frontera, de acuerdo con el Ministerio de Salud de Palestina.

Víctimas de las manifestaciones en franja de Gaza
Funeral de Leila Al Ghandur. Foto: Spencer Platt/Getty Images.

Para acentuar la crisis, se reforzó la seguridad en la frontera de Israel y Palestina, la franja de Gaza fue declarada zona militar cerrada, el ejército israelí impidió el paso durante varias horas a periodistas y medios de comunicación, y en Cisjordania y Jerusalén se convocó a una huelga general.

Las reacciones

Los países árabes tampoco se quedaron con los brazos cruzados ante estos hechos y presentarán en el Consejo de Seguridad de la ONU una propuesta de resolución para brindar protección internacional a los civiles palestinos.

Todas estas reacciones han hecho frente a las declaraciones de la administración de Benjamín Netanyahu, que culpó a Hamás de los enfrentamientos y pidió al Consejo de Seguridad condenar “los crímenes de guerra” del movimiento palestino.

Mientras Israel continúa defendiendo su reacción ante las manifestaciones —de acuerdo con el ejército israelí, los palestinos arribaron a la franja de Gaza con bombas incendiarias y explosivos—, el gobierno de Donald Trump ha dicho que la violencia en esta zona no tuvo nada que ver con la inauguración de su Embajada y ha guardado silencio ante la respuesta bélica de Israel.

**Foto de portada: Thomas Coex.

Comentarios