En Chiapas, PVEM rompe alianza con el PRI y va solo por la gubernatura

Como cuando por primera vez el Necaxa no se dejó ganar ante el América, ahora le llegó el momento al Partido Verde que, al menos por esta vez, decidió no dejarse del PRI (en Chiapas) y se negó a la imposición de candidatos.

Ya se veía venir desde el inicio del proceso electoral: los del PVEM chiapaneco decidieron romper la legendaria alianza que siempre habían mantenido con el PRI y anunciaron que mejor va solos por la gubernatura del Estado. Su candidato será Fernando Castellanos Cal y Mayor, alcalde con licencia de Tuxtla Gutiérrez. “Tras un arduo análisis, ha decidido impulsar a un candidato militante de este partido para competir por la gubernatura del estado, en el marco del proceso electoral 2018”, informó el PVEM por medio de un comunicado.

Fernando Castellanos Cal y Mayor
Foto: Union Chiapas

De acuerdo con lo que deja inferir el texto que acompañó el anuncio del rompimiento de la alianza a la que sumarían al Partido Nueva Alianza, en Chiapas en particular los del Verde no quisieron aflojar el asunto de decidir a quién candidatear, dado que es la única entidad en la que son la principal fuerza política… y bueno, si ya hicieron lo mismo en Puebla, Tabasco, Guanajuato, Jalisco y hasta en la Ciudad de México, ¿por qué dónde hasta tienen a un gobernador no?

Aunque lo anterior explica el rompimiento, en la oposición se tiene una versión más electorera (y por lo tanto más entretenida) de por qué el Verde se decidió a ir solo, cortesía de José Antonio Vázquez, secretario general del PRD en la entidad: “(El Gobernador quiere) que Castellanos haga un rato de campaña para terminar de desfondar al PRI y jalar gente al PVEM, para que al rato Manuel Velasco haga declinar a su candidato a favor de Morena, que es donde el Gobierno del Estado está operando en todo Chiapas, haciendo ganar tanto a Rutilio Escandón en el Estado como a Andrés Manuel López Obrador la Presidencia”.

Dadas las acusaciones y quizás sin acordarse de que todavía van juntos por la presidencia, el dirigente del PVEM en Chiapas, Eduardo Zenteno, señaló que la descomposición que hay en partidos como el PRD, PAN y PRI, es la causante de salidas y sumas al Verde. Además, apuntó que – al menos en el caso chiapaneco – los otros partidos tienen miedo de que vayan solo por la gubernatura dado el chance que tienen de llevarse la victoria en las urnas.”El Verde es el partido de mayor votación, el que gobierna al mayor número de habitantes con sus ayuntamientos, por eso no quisieran tenernos de competidores en la elección porque saben que se las vamos a ganar”, agregó Zenteno.

En fin, antes de decidirse a ir de a solapa, el PVEM presentó dos candidaturas: la primera con el PRI, Panal, Chiapas Unido y Mover a Chiapas, abanderada por Roberto Albores Gleason; la segunda (la efectiva) en la que está solo Chiapas Unidos, Mover a Chiapas y ellos, el Partido Verde, con Fernando Castellanos Cal y Mayor como candidato.