‘La oposición contrató a 6 sicarios para asesinar a Cuauhtémoc Blanco’: PES

¿Se acuerdan que ayer el candidato a la gubernatura de Morelos, Cuauhtémoc Blanco, anunció que no asistiría al debate organizado por la Coparmex argumentando que le tenían preparada una trampa?

“Estos… tres políticos, bola de sinvergüenzas, me tienen preparada una trampa… no vamos a asistir”…

Y justamente para que su capacidad de debatir no fuera puesta en tela de juicio, Blanco adelantó que sí debatiría pero en el evento oficial, el que organizará el Instituto Morelense de Procesos Electorales y Participación Ciudadana -IMPEPAC-

 “Créanme, no es por miedo, estoy dispuesto a debatir con estos personajes, pero un debate en el Impepac”, agregó.

Obviamente la Coparmex reprobó que el candidato haya hecho pública su decisión de no asistir al debate a última hora y como era de esperarse, los otros candidatos que sí asistieron se lo comieron vivo por faltar.

Leer: ¿Qué clase de AMLO es éste? “El Cuau” rechaza ir a debate: “me tienen una trampa”, justifica

Pero, ¿cuál era la trampa que ‘le tenían preparada’?

Durante una rueda de prensa en la que Cuauhtémoc Blanco y su equipo anunciaron la integración de una comisión que fiscalice en Poder Ejecutivo de Morelos, el presidente del Partido Encuentro Social -PES-, José Manuel Sanz, denunció que existe una guerra sucia en contra del candidato y que su equipo de seguridad detectó la amenaza. 

Acusó a la oposición de contratar 6 sicarios para asesinarlos a él y a Blanco. 

“Tenemos información de inteligencia (…) Es una situación muy grave, verdaderamente muy grave; lo único que queremos, que quiere el candidato, es un cambio total en Morelos, regresar a ese estado a la democracia, regresar este estado a la libertad, a la autonomía, a la separación de poderes y definitivamente regresarle esa sonrisa a todos los ciudadanos, como ha dicho nuestro candidato”, explicó.

La cosa es que mencionó que podría tratarse de un rumor pero por las moscas tenían que tener cuidado. Agregó que lo decía para que “quede claro que vamos a responsabilizar a quien tenga que ser necesario y, si nos pasa algo a nosotros, que ustedes ciudadanos lo sepan“.

La cosa es que no presentaron alguna prueba de las supuestas amenazas y tampoco aclararon si ya notificaron a las autoridades estatales o si presentarán una denuncia más allá de la acusación pública. 

De igual manera hablaron de que la propaganda del candidato ha sido vandalizada y que algunos transportistas que han manifestado su respaldo a Blanco han sido hostigados y amenazados.

¡Vaya, hasta comparó la situación de Morelos con la de Venezuela!

Notas relacionadas

Comentarios