Beatriz Müller propone terminar con la figura de primera dama: “es clasista”, justifica

Ahora que anduvo de gira por Veracruz y se dio la orden de aprehensión contra Karime Macías, el candidato de Morena a la presidencia de México cedió el micrófono a su esposa, Beatriz Müller, quien propuso ponerle fin a la figura de la “Primera Dama”.

De acuerdo con Müller, su propuesta va encaminada a terminar con la idea de que hay “mujeres de primera” y de segunda. “Tampoco queremos que haya hombres de primera ni de segunda”, agregó. Además de ponerle fin a esta noción, la historiadora justificó que desaparecer con la figura que de forma lamentable hizo célebre la esposa de Javier Duarte, se debe a que es un término “clasista”.

“Todas somos mujeres, todas hacemos algo importante y la idea que propongo proclamar aquí que es la suma de todas nuestras actividades la que dará como resultado un mejor país, incluyente, justo e inteligente”, apuntó.

Pero Müller no sólo criticó la figura de la “Primera Dama”. Ya encarrerada, también se mostró en contra de “la pareja presidencial”: “El poder presidencial no debe ser de una familia ni de un matrimonio, la compañera de un presidente debe participar en todo lo que pueda hasta un límite”, señaló si referirse a nadie en especial (cof, Marta Sahagún, cof).

AMlo y Beatríz Müller
Foto: @lopezobrador_

Adelantando que no tiene interés por candidatearse por algún cargo… y mucho menos para gobernadora, Müller acusó que el Estado no ha conseguido cumplir su función con las mujeres del país. Una razón más para que no se queden sin votar el próximo 1 de julio. Por otra parte, comentó que el gobierno federal debe de trabajar en la dignificación de la mujer y ésta, a su vez, “debe dignificar las acciones transformadoras, ser una observadora, una persona activa para beneficio de todas”.

Por su parte, AMLO hizo énfasis en la revocación de mandato a la que se sometería cada dos años, de resultar electo presidente el próximo 1 de julio. Además, aclaró que su estado de salud es óptimo, contrario a lo que señalan sus adversarios. “Voy a llegar a 2024 y vamos a dejar las bases de un México nuevo, de una patria nueva; entre todos vamos a acabar con esta pesadilla” y empezará una auténtica, una verdadera transformación”.