México vs Alemania 1978: El día en que los porteros mexicanos empataron a tres goles

Durante la década de los 70’s, se decía que Pilar Reyes era el portero del año 2000, porque era capaz de jugar como portero y como delantero, algo así como lo que hacía en su momento Jorge Campos. Era, sin duda alguna, el mejor portero de ese momento y fue el titular del Tri en el Mundial de Argentina 1978.

Las expectativas del técnico José Antonio Roca indicaban empate con Alemania y triunfos frente a Polonia y Túnez. La realidad quedó con tres derrotas, la más abultada contra Alemania, 6-0, pero gracias a los compadres Pilar Reyes y Pedro Soto podemos reírnos un poco de esa estrepitosa goleada.

Como decíamos, José Pilar Reyes era el “todas mías” de la portería. Jugaba en los Tigres y para el Mundial de Argentina tenía 22 años.

El día que enfrentó a Alemania recibió tres pepinos antes de los 40 minutos. El primero fue de Dieter Muller, el segundo de Hansi Muller y el tercero de Karl-Heinz Rummenigge. En este último Reyes salió golpeado en la jugada y tuvo que ser sustituido por Pedro Soto, portero del América, de 25 años, aunque la leyenda cuenta que no quería ingresar al campo por miedo a ser goleado.

El adolorido Pilar Reyes no pudo ver nada del juego mientras era atendido por el kinesiólogo. Desde los vestidores sólo escuchaba los gritos de gol. “Diosito, que sea gol de México”, se decía a sí mismo.

Cuando finalizó el partido, Pedro Soto se le acercó y lo primero que le preguntó fue “¿Cuánto quedamos?” y Soto le respondió “¡Empatamos!”.

“Ibamos perdiendo contra Alemania 3-0, cuando choqué contra Rummenige, y tuve que dejar el partido lesionado en la rodilla. Ya en la plancha del vestidor, cuando me estaban suturando, escuchaba los gritos cuando se anotaban los goles y me decía ‘Diosito, que sea gol de México’. Terminó el partido, entró Pedro Soto, quien me suplió en la portería, y me dijo: ‘No te preocupes carnal, empatamos’ Nombre casi me caigo de emoción, pero inmediatamente agregó: ‘Sí, tres goles a ti y tres goles a mí, compadre’”.

¿Qué pasó después con Pilar?

Nuestro héroe se retiró a los 32 años como buen rock star al perdió el piso. Las mujeres y el alcohol apresuraron su retiro. No volvió a jugar un Mundial, ya que el Tri no calificó al Mundial de España 1982 y para México 1986 su nivel había bajado en demasía y los convocados fueron Pablo Larios, Nacho Rodríguez y Olaf Heredia.

Reglas del buen viajero Rusia

Comentarios