Resumen Mundialista, Día 18: El drama de los 21 penales

Los duelos entre equipos europeos tuvieron un desenlace similar idéntico: Después de empatar 1-1, fueron necesarios los tiempos extra y también la siempre dramática tanda de penales. Al final, Croacia y la sorpresiva Rusia se instalaron en los Cuartos de Final y serán rivales el próximo viernes.

Los porteros fueron los protagonistas del día 18 de actividades en el Mundial de Rusia. Igor Akinfeev, el portero del equipo anfitrión, atajó dos disparos españoles, el de Koke e Iago Aspas, y es el responsable del fracaso de varias quinielas. Andrés Iniesta y Gerard Piqué jugaron su último partido con la Selección Española.

A final de la jornada se ejecutaron 21 penales (entre tandas de penales y penas máximas marcados durante tiempo regular y tiempos extra), 10 en el duelo de España y Rusia, mientras que en el Croacia-Dinamarca fueron 11 los disparos desde el manchón penal. De los 21 ejecutados, ocho fueron atajados por los porteros y sólo David de Gea se fue sin detener alguno.

En los 90 minutos reglamentarios, Sergei Ignashevich marcó un gol en su propia puerta y puso en ventaja a España a los 12 minutos, pero Gerard Piqué facilitó el empate con una mano dentro del área  y que convirtió Artem Dzyuba.

Getty Images

Durante este encuentro se estrenó la regla del cuarto cambio. Cada equipo tendrá derecho a hacer tres cambios durante los 90 minutos regulares y en caso de jugar tiempos extra, podrán hacer uno más.

Los rusos fueron los que hicieron válida esta nueva norma en los siete minutos del primer tiempo extra (salió Daler Kuzyaev e ingresó Aleksandr Yerokhin) y siete minutos más tarde España también realizó su cambio (salió Marco Asensio y entró Rodrigo).

MÁS PENALES

Getty Images

Más emocionante fue el final del partido entre Dinamarca y Croacia. En sólo cinco minutos ya teníamos un empate a un tanto con los goles de Mathias Joergensen y Mario Mandzukic.

En tiempos extra comenzó a destacar a figura de Kasper Schemeichel, quien le atajó un penal a Luka Modric y llevó al partido hasta la tanda, en la que los daneses fallaron tres de sus disparos. Schemeichel atajó dos, pero no pudo con el último, el que ejecutó Ivan Rakitic.

Danijel Subasic se convirtió en el verdadero héroe del partido al atajar tres de los disparos de los daneses.

PARA MAÑANA

Comentarios