It’s Coming Home: La historia del mítico himno de Inglaterra

Lo escuchamos en la tele, en el radio y resuena en las redes sociales tras los triunfos de Inglaterra en Rusia 2018: It’s Coming Home. Se trata del grito de batalla, de festejo y de orgullo para los ingleses que han esperado desde Italia ’90 para ver a su equipo clasificar a las semifinales de una Copa del Mundo. Pero ¿qué significa este verso y cuál es su historia?

La frase es el coro de la canción ‘Three Lions’ una canción que, contrario a lo que pudiésemos pensar, no es un himno de apoyo, sino más bien una canción satírica compuesta en 1996 por Frank Skinner y David Baddiel, dos cómicos de la BBC que en aquella época tenían un programa llamado The Football League, con la ayuda de The Lighting Seeds, otro de esos referentes musicales de la década de los noventa en el Reino Unido.

El coro dice “It’s coming home / It’s coming home / It’s coming / Football’s coming home” que en español sería algo así como “El fútbol viene a casa” que no es más que una referencia al hecho de que en Inglaterra se inventó el fútbol y que en aquel año, se celebraba precisamente en este país la Eurocopa de 1996.

Sin embargo, el resto de la canción habla sobre los constantes fracasos y decepciones que ha sufrido la selección inglesa desde que ganaron el Mundial de 1996, con frases como “Todos parecen saber el marcador / lo sabían desde antes / ellos solo lo saben y están seguros de que Inglaterra la va regar / la va a regar / pero sé que pueden jugar / porque recuerdo a tres leones en una playera / y la Jules Rimet sigue brillando / 30 años de decepción / no me quitaron los sueños….

Everyone seems to know the score
They’ve seen it all before
They just know, they’re so sure
That England’s gonna…

Throw it away
Gonna blow it away
But I know they can play
‘Cause I remember…

Three lions on a shirt
Jules Rimet still gleaming
Thirty years of hurt
Never stopped me dreaming

La versión original incluye comentarios y narraciones de diversos partidos, en donde aparecen figuras que han marcado al fútbol inglés, desde Bobby Moore hasta Gary Lineker y la primera vez que se puso en un estadio, fue en el Escocia vs Inglaterra que se jugó en Wembley en la fase de grupos de la Eurocopa de 1996 y que ganaron los ingleses con goles de Paul Gascoine y Alan Sherarer.

Irónicamente, Inglaterra quedaría eliminada de su Eurocopa en Semifinales al perder en tanda de penales frente a Alemania, siendo ni más ni menos que Gareth Southgate, actual técnico de la selección inglesa, quién falló el penal definitivo para quedar fuera de la competencia.

Y si en aquel momento, Southgate fue el villano, hoy es el héroe y desde entonces It’s Coming Home se ha vuelto una constante en los partidos de la selección inglesa, con diversas reversiones realizadas para los mundiales de Francia ’98, Corea-Japón 2002, Alemania 2006 y Sudáfrica 2010 que contó con la voz de Robbie Williams.

De hecho, It’s Coming Home es una de las tres únicas canciones que han logrado conquistar dos veces las listas de popularidad en la historia de la música inglesa, al lado de “Mambo No 5” y las vesiones de Lou Bega y Bob The Builder, así como “Do They Know It’s Christmas?” de Band Aid y Band Aid 30.

El éxito de It’s Coming Home no será la excepción en el 2018, donde la clasificación de la selección inglesa a semifinales ha vuelto a disparar la popularidad de la canción y sobre todo de una frase que se ha vuelto una nueva forma de saludo y señal de cordialidad en las calles inglesas, al punto en el que la frase ha llegado a la Cámara de los Comunes, donde la diputada conservadora, Rachel McLean aprovechó la comparecencia de la Primera Ministra Theresa May para preguntarle si cree que el fútbol volverá a casa.

Inglaterra está en semifinales, Harry Kane es el máximo goleador hasta el momento en el Mundial de Rusia y hoy más que nunca, millones de ingleses desean que el fútbol regrese a casa. It’s Coming Home!

Estamos hablando de:

inglaterra Rusia 2018