Las imágenes de la piscina en la que jugaron Chivas y Cruz Azul

Chivas y Cruz Azul se dieron un agarrón de waterpolo en el estadio Akron, que quedó bastante afectado por una fuerte tormenta en Zapopan, Jalisco, municipio en el que se encuentra el estadio del Rebaño.

El inicio del partido se retrasó, incluso se planteó la posibilidad de posponer el encuentro debido a la tormenta y aunque le dieron atención a la cancha para drenar el agua, quedaron varias zonas encharcadas, donde constantemente se quedaba ahogado el esférico.

Las condiciones del terreno de juego obligaron a los dos conjuntos a buscar las jugadas por aire y los disparos fuera del área tanto para evitar las zonas encharcadas como para buscar el error del rival. Al final, La Máquina se adaptó mejor al encuentro y amarró los tres puntos gracias a un gol de Martín Cauteruccio al inicio del segundo tiempo, cuando el terreno de juego estaba en mejores condiciones.

 

El partido también fue una vitrina para las lesiones, pues la inercia de las jugadas ponían en riesgo la integridad de los futbolistas.