Rulo presenta: Camarón de la isla; Rosalía; Aquí no es Miami

Por: @ruleiro

Vuelta por el universo

Una colección quincenal de cosas que leer, ver, escuchar, comer y evitar.

Camarón: Flamenco y revolución.
Netflix

Hay manifestaciones culturales que nos pueden resultar intrigantes pero incomprensibles. Me pasa con la gastronomía coreana, la arquitectura contemporánea y con el flamenco. Son lenguajes que por más que me esfuerzo para entenderlos me resultan incomprensibles. Quizá por eso agradezco tanto la aparición del documental Camarón: Flamenco y revolución, al que llegue de casualidad dando un paseo profundo por los menús de Netflix. No se puede ganar la lotería sin comprar boleto.

Con esta obra audiovisual me saqué el premio gordo un sábado por la mañana. Se estrenó hace unas semanas y además de su valor didáctico es una verdadera belleza. Es decir, no solo me iluminó en cuanto al flamenco y me ayudó a dimensionar la figura de uno de sus más grandes exponentes, el gran Camarón de la Isla,  sino que además es un verdadero deleite. El texto es puro gozo y funciona perfectamente con la conmovedora narración de una actor llamado Juan Diego. Juntos, guionista y narrador, alcanzan una cadencia y un ritmo que es reflejo puntual de la música y de la cultura que está retratando. Además, la investigación y el material de archivo que han conseguido —alguno muy conocido, otro inédito— para contar la historia con contexto de este cantautor, es deslumbrante.

Foto: Camarón: Flamenco y revolución

Es curioso, si me hubieran dicho de ver este documental que en el currículo de su director, Alexis Morante, solo había trabajos similares dedicados a Enrique Bunbury y Alejandro Sanz, quizá me lo hubiera saltado. Por suerte, mis prejuicios en esta ocasión no tuvieron oportunidad de asomarse. Bendita desinformación.

No echen en saco roto esta recomendación. Mas allá de que les interese el flamenco o no, la vida y obra de José Monje Cruz, hombre y mito, es muy especial. Tanto lo que hizo en escenarios y estudios de grabación como lo que sucede tras bambalinas resulta fascinante: el tipo tiene una historia más densa, unos demonios mas persistentes y un carisma mas desenfrenado que cualquier estrella de rock que le pongan enfrente. Se trata, sin duda, uno de los grandes artistas del siglo pasado, de esos que han retorcido los cánones, desafiado las tradiciones y redefiniendo la cultura popular con su arte. Nada lo ejemplifica mejor que su disco La leyenda del tiempo, en el que trató de acercar el flamenco con el rock. Si bien en términos comerciales fue un auténtico desastre, el arrojo mostrado para producir esa música es de aplaudirse.

Además, el documental es también estampa de aquella España, la que se arrancó de encima el régimen franquista, pero permaneció profundamente conservadora en muchos sentidos, clasista y racista, particularmente con el pueblo gitano. Denle una oportunidad, de verdad vale la pena.

Aquí les dejo un adelanto, a ver si se animan:

Rosalía

Hablando de flamenco, una artista que como Camarón en su momento —guardando distancias, claro— está consiguiendo ofender a los puristas, es esta chica catalana de apenas 24 años que se llama Rosalía. Lo que ella hace es una síntesis muy interesante de hip hop y trap con flamenco tradicional. Chequen su video más reciente, de la canción “Pienso en tu mirá”, uno de los mejores en lo que va del año:

Esta es la segunda canción que aparece de un nuevo álbum llamado El mal querer, que está trabajando con El Guincho como productor. ¿Se acuerdan de él? Era una especie de lejano pariente tropical de los Animal Collective.

Estoy seguro que Rosalía será de las artistas que más darán de qué hablar en los próximos meses. Tiene voz, carisma y buenas ideas. Cada día su fama va a la alza, ya sea por su brillante trabajo o por las colaboraciones que ha hecho con artistas como C. Tangana, su novio, o con J. Balvin, a quien acompaña en “Brillo”, la que quizá sea la mejor canción de su disco más reciente Vibras.

Su trabajo no solo llama la atención de medios latinos, sino que ya ha sido notado por lugares tan prestigiados como Pitchfork o FACT, que no han escatimado elogios en torno a su trabajo. No la perdamos de vista.

Aquí no es Miami
Fernanda Melchor
Literatura Random House

El año pasado no hubo una novela que unificara tantos criterios como Temporada de huracanes de la escritora veracruzana Fernanda Melchor. Muchos medios especializados y, sobre todo, muchos de sus colegas, coincidieron en señalarlo como el libro más relevante de 2018. Y con buena razón, pues se trata de una obra que con un lenguaje vital y alucinante retrata la vida y la violencia en este país, mas allá de las grandes ciudades, en el México profundo, rural, donde la ley es inexistente y la vida sigue a pesar de todo.

Antes, en el 2013, Melchor había publicado una colección de crónicas llamada Aquí no es Miami, que desgraciadamente se agotó rápidamente y no volvió a las mesas de novedades sino hasta este 2018, en una nueva edición en la incluye un par de textos que no fueron parte de la edición original.

Foto: Aquí no es Miami

Aquí el periodismo y la literatura se convierten en una sola cosa. Son relatos crudos, desoladores y a veces horríficos acerca de la lucha por sobrevivir en un país en el que la raya que divide al crimen del estado se ha desvanecido por completo.

Melchor ha dicho que de niña quería ser escritora o periodista, sino detective. Lo consiguió. Lo que ella hace es desentrañar misterios para ayudarnos a comprender esta barbarie en la que está México.  

Rulo: Vuelta al Mundo

Estamos hablando de:

Netflix Rosalía rulo