Ai Weiwei denuncia que el régimen chino demolió su estudio

El artista de Arte Contemporáneo, Ai Weiwei denunció a través de sus redes sociales que el régimen chino demolió su taller en Beijing, justo cuando había dejado Berlín para dejar de sentirse como un refugiado y al fin volver a sus orígenes,  donde es más que claro que no es bienvenido.

Todo comenzó con su padre i Qing, considerado el primer poeta moderno de China, pero fue acusado de “derechista” por la Revolución Cultural de Mao; lo forzaron a limpiar baños hasta que fue rehabilitado en 1979.

La saga familiar siguió con  Ai Weiwei, cuyo arresto de 81 días en 2011 y la prohibición de salir del país durante cinco años lo convirtieron en un ícono global de la libertad de expresión, adherida a la fama de un blog de arte contemporáneo donde criticaba al sistema chino.

Ai Weiwei denuncia que el régimen chino demolió el taller
Instagram

El régimen de Pekín lo acusó, entre otras cosas, de delitos económicos y evasión de impuestos, desde 2011,finalmente el blog fue cerrado, pero el artista sólo cambió de lienzo. Durante sus días en prisión subió vídeos a Youtube donde parodiaba el k-pop. ya no tenía pasaporte

Una vez en libertad, hace tres años se mudó a Berlín junto con su hijo, donde consiguió un pasaporte de trabajo en la Universidad de las Artes, Financiado por la Fundación Einstein de Berlín.

Ai Weiwei denuncia que el régimen chino demolió el taller
Instagram

El artista que estudió performance y arte conceptual en Estados Unidos, estaba cansado de no estar en la comodidad de su casa. En Alemania,ya había montado varias exposiciones, incluida la exposición individual más grande del mundo hace cuatro años en Martin-Gropius-Bau en 2017.

Una excavadora rompe las ventanas del amplio taller del artista Ai Weiwei, en las afueras de Beijing, mientras varias personas sacan sus obras del edificio, a punto de ser destruido.

El artista de 60 años, había publicado un video en Instagram el viernes pasado en el que se veía una excavadora en acción y varios hombres ya habían puesto las cosas de Ai weiwei en la calle.

Una publicación compartida de Ai Weiwei (@aiww) el

Comentarios