Un pixel por cada animal: Artista usa pixeles para mostrar las especies en peligro de extinción

Mikami Yoshiyuki es un diseñador japonés que se unió –supuestamente– a World Wildlife Fund (WWF, por sus siglas) para hablar sobre las especies en peligro de extinción y la urgencia de solucionar un problema que no sólo afecta a los animales, sino al ecosistema, y por ende, a los seres humanos. A través de una campaña digital, la organización conservacionista y Mikami, trajeron de vuelta un tema que se mantiene en las agendas de varios países del mundo, pero que se decide ignorar.

Mikami compuso imágenes de animales en peligro de extinción con cierto número de píxeles. En realidad, la cantidad de píxeles es la misma del número de ejemplares de cada una de las especies. Por eso, un panda está construido tan sólo con mil 600 píxeles mientras el zorro con 440.

Pero, ¿por qué es tan complicado salvar especies en peligro de extinción? Muchos factores afectan la preservación y la vida de una especie, pero el más importante es el dinero. Un estudio de 2012 reveló que salvar a todas las especies en peligro, le costaría a los humanos más de 70 mil millones de dólares al año, una cantidad que no se acerca a los costos de la cacería o las industrias que se han encargado de dañar el medio ambiente.

La extinción, como nos dicta la historia de la Tierra y el universo, forma parte de un proceso natural y de evolución. Hace poco más de 65 millones de años, los dinosaurios se extinguieron y esto dio paso a que se dieran las condiciones para que el hombre, con todo y su proceso evolutivo, surgiera. Sin embargo, las especies en peligro de extinción en la actualidad, se encuentran en una condición vulnerable que no obedece a cuestiones naturales ni procesos en la formación de la vida como la conocemos, sino a la indiferencia del hombre y su capacidad para destruir parte del ecosistema.

Algunos estudios señalan que actualmente estamos entrando a un periodo de extinción que acelera conforme pasa el tiempo. En los últimos 100 años, los índices de peligro en algunas especies ha aumentado de forma considerable. Así que una campaña como esta, siempre será necesaria y dará mucho de qué hablar. En caso de que esta sea una colaboración, no sería la primera vez que WWF denuncia cuestiones críticas de la vida salvaje a través de campañas en redes sociales.

Hace cuatro años, liberaron una serie de imágenes de animales en peligro de extinción en las que se podía leer el mensaje “No dejes que esta sea mi última selfie”. Lo mismo con la campaña “Si detienes a uno, los detienes a todos” para decir que si hay alguien que caza animales, es porque hay alguien arriba que quiere que sea así por diversas razones que incluyen a la industria de la moda o la gastronomía.

Comentarios