Mundo

Erdogan anuncia boicot de Turquía a productos electrónicos de Estados Unidos

No tuvo suficiente con China, Donald Trump hizo lo necesario para enfrascarse en un nuevo conflicto comercial, ahora con Turquía.

Luego de que el gobierno de Estados Unidos impuso sanciones a dos ministros de Turquía y duplicó los aranceles al acero y al aluminio para este país, Recep Tayyip Erdogan acaba de anunciar un boicot a todos los productos electrónicos procedentes de la tierra de Mickey Mouse.

Foto: Getty Images

“Vamos a boicotear los productos electrónicos de Estados Unidos. Si ellos tienen iPhone, en el otro lado hay Samsung”, advirtió el presidente de Turquía, en un discurso televisado ante los miembros de su partido, el AKP.  “Nosotros (también) tenemos nuestros Venus y Vestel”, agregó Erdogan.

La acción anunciada por el mandatario turco no sólo tiene raíz en el terreno comercial. El presunto boicot tiene como marco las tensiones diplomáticas entre Turquía y Estados Unidos debido a la detención del pastor Andrew Brunson, que desde hace dos años se mantiene en prisión domiciliaria en Turquía, acusado de espionaje y vínculos con grupos terroristas.

Foto: Elif Sogut/Getty Images

El pasado 10 de agosto, por medio de un mensaje en su cuenta Twitter, Donald Trump anunció el redoble a las tarifas al acero y aluminio procedente de Turquía. El aluminio ahora tiene un arancel del 20% y el acero del 50%. “Nuestra relación con Turquía no es buena por el momento”, explicó el mandatario estadounidense… y claro, nada mejor para relajar el ambiente diplomático que afectar las economías. Con el movimiento ordenado en la Casa Blanca, su moneda tuvo una caída del 19%… sólo al inicio. En lo que va del mes, la lira turca se ha depreciado más del 25%.

En su mensaje, Erdogan explicó que la caída de su unidad monetaria es culpa del ataque económico que se orquesta desde el exterior. Según como lo ve el presidente turco, tiene de dos sopas: moverse en el terreno económico, o bien, contrarrestar en lo político. “Hemos tomado las medidas que la economía necesita y seguiremos haciéndolo. Lo más importante, es mantener una posición política fuerte”.

Comentarios