Oye AMLO, ¿cómo estuvo el gobierno de EPN? “No quiero juzgar a nadie”

Y en la sección “Mmmmm, pa’ eso me gustabas”. Aunque ya no es nuevo el amor que se tienen AMLO y EPN desde que pacta… digo, desde que decidieron que la transición de gobiernos se haga con toda la calma posible, sí resulta notorio el amarre de lengua del presidente electo que ya no se atreve a opinar nada en contra del hombre al que alguna vez acusó de todos los males del país…

Al llegar a Monterrey, AMLO fue cuestionado sobre la administración de quien será su predecesor en Los Pinos (pues pa’ ver qué podía decir del irreal país que EPN describió en su informe presidencial)… y cuando hace algunos años ese material hubiera resultado suficiente para que el tabasqueño se arrancara con unas buenas críticas, ahora –ya  presidente electo– no tuvo palabras. “No quiero juzgar a nadie”, contestó.

Hombre advierte a AMLO que deje de trabajar o diosito lo castigará

Sigue pensando que el gobierno fue una basura… pero, ¿ya pa’qué habla mal?”, dirán los AMLOvers en su intento de recomponer las palabras de su ídolo… pero no. Al parecer, el de Morena ya no considera tan mal lo hecho por el copetón. Hasta, viéndolo bien, como que se rifó: “No hay crisis política ni financiera. No nos está pasando lo que desgraciadamente está sucediendo en Argentina. Eso también hay que considerarlo”, solicitó.

Este… pues sí, AMLO acepta que hay mucha pobreza, algo de violencia, pero también “hay condiciones, ánimo y esperanza de la gente en que esto va a mejorar”… por ello, informó que ya solicitó a los diputados que sean como él. Cero críticos… digo, que ahora que los secretarios de Estado comparezcan ante ellos en la Cámara para cuenteárselos con cifras hechizas, pues que no sean tan mala onda con ellos: sí críticos, pero no en exceso.

AMLO se reunirá con 21 embajadores de Latinoamérica y el Caribe
Foto: AFP/ BBC

Así, mientras muchos mexicanos aplicarían el “detenme mi caguama, deja le respondo a este güey”, a la primera que Alfonso Navarrete saliera con que la violencia e inseguridad bajó en el sexenio, o que Ruiz Esparza asegurara que entregó obras macizas y seguras (sin nada de favoritismo en las licitaciones), lo que pide AMLO es “chitón”: “Le estoy haciendo una recomendación respetuosa los legisladores de que están llegando secretarios del gobierno actual a comparecer, y que se les cuestione se les critique, pero con respeto, que no haya excesos ni se humille a nadie”.

Según explicó AMLO, esta desabrida posición que está adoptando es porque quiere que se haga lo mismo con él cuando empiece a regarla… digo, porque lo que hay que hacer ahora es “ver para adelante”. Así, lo mejor para todos es la unión y no la pelea. Ahwwww.

Comentarios