Aquí nos tocó vivir

Con amenazas de muerte, diputado del PRI responde a protestas en SLP

“Nada más me gritas el 15, ya te vi quién eres…”, “¡Les voy a dar a quebrar a los tres!”, así fueron las amenazas del diputado de San Luis Potosí, José Luis Romero Calzada, quien arremetió contra tres ciudadanos que protestaban en el Congreso local por las cuentas públicas, en las últimas sesiones de la LXI Legislatura de ese estado.

A pesar de estar en una sesión en el Congreso —que recordemos es parte del Poder Legislativo del país— y ante ciudadanos y medios de comunicación, al diputado priista se le olvidó que es un funcionario y se dejó ir contra los ciudadanos, al amenazarlos de “quebrarlos”.

Las amenazas en el Congreso

Esta historia de amenazas de la autoridad comenzó cuando, el viernes pasado, un grupo de ciudadanos inconformes asistió a la sesión del Congreso local y lanzó huevos en contra de los funcionarios, José Luis Romero y el perredista Sergio Desfassiux mientras se discutía el informe general de las auditorías de las cuentas públicas.

https://twitter.com/elisaalanis/status/1038957493764935681

Y es que el antecedente que esta legislatura dejó no es para presumirse, pues se han suscitado casos y denuncias contra algunos funcionarios por participar en empresas fantasma, corrupción y lavado de dinero desde las cuentas municipales.

Así que mientras se discutía la auditoría, uno de los asistentes lanzó un huevo contra el perredista, pero que cayó cerca del priista y ahí fue cuando se detonó la discusión y las amenazas.

Con cita para el 15 de septiembre y “quebrar” a los manifestantes, el priista se sintió con la impunidad de amenazar pese a que se dedica a la función pública:

“¡Vas a ver el 15, les voy a dar a llenar!”, “Los voy a buscar a ustedes, a ver si muy hombrecitos!”, mientras los ciudadanos respondían las amenazas.

Y más tarde, Oscar David Reyes, vocero de la plataforma política Ganemos y que también participó en la protesta contra los funcionarios, responsabilizó al priista de su seguridad.

Finalmente, en esta sesión se echó para atrás la Ley de Participación Ciudadana del Estado de San Luis Potosí, que contemplaba -entre otras cosas- la revocación de mandato y la consulta popular. Eso sí, los funcionarios se dieron tiempo para aprobar la eliminación de bolsas de plástico y popotes…

Comentarios