¿Cómo se dio que Drake cantara con Bad Bunny la canción de “Mía”?

Si todavía no sabes de “Mía”, el hit del rapero canadiense Drake y la sensación del reggaetón (además de rey del featuring) Bad Bunny, es porque vives en otro planeta. Y si ahora que lo sabes estás en shock como millones de personas, no te preocupes, te iremos aclarando un poco las cosas de cómo es que esto ocurrió.

Desde enero la noticia corrió como pan caliente. Un video publicado en el Instagram de Bad Bunny lo mostraba a él pasándola de lo mejor echando peste de su hookah mientras al fondo podíamos escuchar algo de “Mía”, cuando de repente ¡BOOM! ¿Quién es ese? Yep, el intérprete de “God’s Plan”, Drake.

 

View this post on Instagram

 

👑 @champagnepapi

A post shared by BAD | BUNNY (@badbunnypr) on

El reggaetón y cómo Bad Bunny se convirtió en uno de sus más importantes exponentes

Vayamos lento y por partes. Primero, Bad Bunny. Desde 2017 el cantante de 24 años consiguió el éxito inmediato luego de firmar con Cárdenas Marketing Music y lanzar “Soy Peor”, ubicada en el puesto #22 de la Hot Latin Songs de Billboard. De ahí pa’l real, Benito Antonio se convirtió en el Rey Midas del reggaetón, donde todo lo que tocara se convertía, literalmente, en oro.

A la par, el reggaetón continuaba creciendo en su segunda vuelta iniciada en 2013. Artistas como J Balvin, el regreso de “Los Extraterrestres” de Wisin y Yandel (leyendas del género), así como Daddy Yankee (otro más coronado rey), el surgimiento de exponentes como Ozuna o Nicky Jam (de la camada de los anteriores pero quizá con menos popularidad); se iban abriendo paso en el mercado latino de Estados Unidos y el mundo, rompiendo sorprendentemente (para gusto de muchos y disgusto de otros más) las puertas que dividían a Latinoamérica del resto.

Getty Images

Si Daddy Yankee logró en su momento la colaboración con el legendario (y junkie) Snoop Dog en 2005, ¿por qué no habría de lograrse una unión entre Bad Bunny y el aclamado artista contemporáneo del hip hop, Drake?

Todo comenzó con crossovers entre artistas como Ricky Martin, Jennifer López (ambos con raíces latinas, lo sabemos, pero internacionales igual), Diplo y Will Smith con artistas latinos (Will hizo lo suyo con Bomba Estéreo), esto como un intento de incursionar en nuevos mercados y por ende en nuevos públicos.

Y las cosas naturalmente funcionaron. El reggaetón se coronó como el género del momento y de los millennials (para quienes les guste y para quienes no). Mientras “Live it up” de Nicky Jam y “Colors” de Maluma se convertían en la bandera del Mundial de Rusia 2018; J. Balvin, Cardi B (la nueva rapera sesación del momento) y el propio Bad Bunny rompían fronteras con “I Like It”, la canción que terminó por hacer explotar al género urbano latino en todo el mundo y posicionándose como la #1 en la lista del Billboard Hot 100.

Y entonces, ¿Drake?

Del rapero nacido en Canadá conocíamos desde 2006 y si algo tiene en común con Bad Bunny es que también todo lo que toca lo convierte en oro. Barras que seducen y un estilo relajado fueron las armas con las que Drake comenzó a hacerse de su espacio dentro de la escena de hip hop en Norteamérica.

En 2010, su primer álbum de estudio (después de firmar con el mítico Lil Wayne) Thank Me Later, lo catapultó a la fama tras haber llegado al puesto número uno del Billboard 200. Y a partir de ahí, éxitos llovieron.

Lo interesante de Drake ha sido, sin duda, su evolución sonora, pues ha sabido montarse en el desarrollo y vertientes del hip hop que cada vez más suenan en la radio y son amablemente más aceptadas, como el trap, género que se convirtió en su fuerte y mina de hits.

Getty Images

Entonces y entendiendo que es justamente el trap un barco que Bunny y Drake navegan a la perfección, ¿habría de sorprendernos la colaboración? En 2017, el rapero más suave del norte apuntó más alto con la liberación de tracks como “God’s Plan” e “In My Feelings”, catapultándolo todavía más arriba de sus éxitos. Es aquí donde se cruza con Bad Bunny, cuando ambos estaban en el ojo del huracán.

Crossovers inesperados

Y luego de trabajos con Timbaland, Major Lazer o Quavo, a Bad Bunny solo le hacía falta poner el dedo en alguien mucho más grande: Drake, a quien puso a cantar nuevamente en español (¿creyeron que era la primera vez?).

 

View this post on Instagram

 

¿Ya escucharon “MIA”? 👀

A post shared by BAD | BUNNY (@badbunnypr) on

“Mía” es una canción que deambula entre el reggaetón y el tropical house que se visten con letras que aluden a una mujer deseada e incluso recuerdan en un momento al cantante de bachata, Romeo Santos (“Yo soy tu Romeo, pero no Santos”), con quien precisamente Drake participó en “Odio” (aunque evidentemente no fue de gran éxito como es y lo será “Mía”).

Así que prepárate porque al menos durante tres meses (o hasta que saquen algo nuevo los dos, ya sea juntos o por separado), esta canción la escucharás hasta en el metro. Escucha a continuación “Mía” de Drake y Bad Bunny.

Comentarios