La mala suerte deja a Alonso fuera del Gran Premio de México en las primera vueltas

La mala suerte persigue a Fernando Alonso en su última temporada en Fórmula 1. Si no son fallas en su auto, son los choques de otros los que dejan al ibérico fuera de las carreras en las primeras vueltas y en el Gran Premio de México no fue diferente, pues abandonó la pista sin completar dos vueltas.

Su temprana salida fue especialmente frustrante no sólo para él y McLren, sino para la afición mexicana, que lo homenajeó con máscaras de su rostro para despedirlo del serial. El español se mostraba sumamente contento con las expresiones de los mexicanos y contestó en el desfile de pilotos portando una bandera mexicana.

Sin embargo, la mala suerte le volvió a jugar chueco en las primeras curvas, cuando Esteban Ocon tocó la parte trasera del auto de Nico Hulkenberg y el contacto hizo que el francés perdiera gran parte del alerón delantero.

Las piezas del alerón salieron volando y dañaron parte baja del auto de Alonso, quien completó la primera vuelta, pero en la cuarta no dio más, por lo que tuvo que orillar su monoplaza a uno de los costados de la pista.

De momento, Alonso se mostró frustrado por su salida, sin embargo, aseguró que el cariño de la afición mexicana haría que el resumen del día fuera positivo: “Abandonar nunca deja un buen sabor de boca, independientemente de eso creo que me voy a llevar al cariño de la gente. Dentro de dos o tres horas el resumen del día será fantástico”.

Comentarios