Avisados: multas millonarias a las pipas que abusen de los precios

Se vienen días complicados en la Ciudad de México debido a los cortes de agua y —conociendo a la perfección la tradición mexicana del agandalle—, el titular de la Profeco tuvo que salir a dar una advertencia. Los conductores de pipas y los comerciantes que estén vendiendo agua a precios más caros de lo normal, tendrán sanciones que rondarían los 3 mil millones de pesos. 

Rogelio Cerda Pérez, el titular de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), anunció que si se pasan se les pude poner complicado. Las multas van desde la inmovilización de la pipa hasta sanciones que terminan en 2 millones 700 mil pesos.

De acuerdo a Excélsior, habrá 100 verificadores recorriendo la ciudad. Su trabajo consiste en monitorear las calles y revisar los establecimientos para evitar que se eleven los precios.

Además de pegarles en la cartera, Profeco se está relamiendo los bigotes con los manchados. Si sorprenden a los vendedores subiendo los precios, serán exhibidos en las puertas de su establecimiento y terminarán en la página oficial de la procuraduría en una sección especial para que ‘todo México se entere’.

Oye, ¿y qué tanto es pasarse?

Técnicamente, no hay una regulación específica sobre los precios. Sin embargo, Cerda Pérez comentó que en México “no se controlan los precios, sino los abusos”. Entonces, no pueden hacer nada si no hay denuncias. 

*Con información de Excélsior

Comentarios