Por primera vez en la historia, mujeres musulmanas llegan al Congreso de EEUU

Un gobernador abiertamente gay, la mujer más joven en la Cámara… y dos congresistas musulmanas. Donald Trump todavía está en el poder, pero parece que algo podría estarse gestando desde el electorado de Estados Unidos.

Pero bueno, aunque en las elecciones intermedias de ayer Trump salió como boxeador inflado (con división dividida) luego de que perdió la Cámara pero se quedó con el Senado… hay señales de un cambio político que, además de augurar que el republicano nomás no la tendrá fácil para seguir haciendo sus loqueras desde la Casa Blanca, indican que a sus políticas manchadas contra las minorías sólo hacen que éstas se hagan más fuertes.

Ejemplo es la llegada al Congreso estadounidense, por primera vez en la historia, de dos mujeres musulmanas. Se trata de Rashida Tlaib e Ilhan Omar, de los partidos Demócrata y Campesino-Laborista, respectivamente. Ambas de Minnesota.

De acuerdo con CNN, Rashida Tlaib logró su escaño con el respaldo de los Socialistas Demócratas de Estados Unidos, un grupo opositor que, además, ahora puede presumir que tiene entre sus filas a la mujer más joven que ha llegado al Congreso norteamericano: la ahora muy popular Alexandria Ocasio-Cortez.

Rashida es hija de inmigrantes palestino y en su CV consta el haber sido la primera mujer musulmana en ocupar un lugar en la Cámara local del estado de Michigan. Como es de suponerse, Tlaib es una crítica férrea de las políticas del presidente Trump… incluso llegando a ser arrestada por hacer lo que muchos desearían: interrumpir uno de los discursos del extravagante presidente.

El caso de Omar es más significativo para estos tiempos en los que Trump le hace el feo a los migrantes, ya que llegó como refugiada hace poco más de 20 años y ahora se posiciona como la primera integrante del Congreso de origen somalí… tomando la estafeta de Keith Ellison, el primer musulmán que fue elegido al para la Cámara.

¿Y cómo fue que llegaron al Congreso? Buenp, Tlaib la tuvo fácil, puesto que se presentó en un distrito en el que no tuvo contrincante. Así, no tuvo ninguna bronca en obtener más del 84% de los votos. Por su parte, Omar logró el 78.4%, imponiéndose a la candidata republicana Jennifer Zielinski, quien apenas consiguió 21,6% de los sufragios… confirmando el pronóstico de analistas, quienes no le veían chance de ganar.

Comentarios