Chido su derecho de réplica… pero AMLO no dará entrevista a Proceso: vocero

Y parece que así cerramos con este episodio: tras la polémica que generó su portada en la que aparece AMLO algo cáscara (pero, sobre todo, con la insinuación de que su presidencia fracasará), Proceso ofreció al futuro mandatario derecho de réplica. Pero el tabasqueño ya mandó a decir que “ahorita no, joven”. Y listo.

Por medio de su vocero, el presidente electo Andrés Manuel López Obrador informó que no habrá ninguna entrevista (por ahora) con Proceso. De acuerdo con Jesús Ramírez, en estos momentos el futuro Ejecutivo no tiene pensado hacer ninguna entrevista con algún medio” (cof, nomás –aunque sea de colado– aparecer en la ¡Hola!

'Que se vayan acostumbrando': AMLO promete más consultas ciudadanas
Foto: @lopezobrador_

Luego de las críticas que recibió Proceso por parte de AMLO, quien calificó a la portada de su más reciente número como “amarillista y muy sensacionalista”, el semanario le solicitó formalmente al tabasqueño una entrevista. “Proceso nunca le ha negado el derecho de réplica a nadie. Hemos decidido tomarle la palabra al presidente electo: que exista el diálogo. Como periodistas que somos, ateniéndonos a las reglas del oficio”.

En el video que difundió AMLO para criticar la portada que le dedicó Proceso, señaló que aunque no le gustó el “amarillismo” de la publicación, lo respetaba. “Así es la libertad de expresión y así continuará”, aseguró, para después agregar que, como aspirante a ser el “mejor presidente de México”, pues tomaría en consideración todos los frentes.

En la editorial con la que le tomó la palabra a AMLO, Proceso indicó que, en caso de darse la entrevista, se abordarían no cuestiones personales o lo que se desprendió de la polémica portada… nah: “abordaríamos los temas principales de la agenda nacional, entre otros uno elemental para que se conozcan las reglas del juego: cómo serán las relaciones entre los medios de comunicación y el poder público en tiempos de lo que él llama la Cuarta Transformación”.

En entrevista con Azucena Uresti, el vocero de AMLO aclaró que no había necesidad de una entrevista con Proceso. Después de todo, no era más que un asunto de libertad de expresión. “(Con) los contenidos de los medios no nos vamos a meter, en todo caso lo que señaló Andrés Manuel López Obrador es que le parecía más que del lado del periodismo profesional del lado del periodismo amarillista y eso es lo único que señaló… De la entrevista no va a haber”.

Comentarios