Felicity Jones se encuentra en ese momento en el que la invitan a todos lados para promocionar su exitosa última película. En Rogue One: A Star Wars Story protagoniza a Jyn Erso, la líder que pretende llevar a un grupo de rebeldes a conseguir los planos de la Estrella de la Muerte. La película ha recaudado 498 millones de dólares en cines estadounidenses y otros 481 alrededor del mundo. Ahí nomás.

Esta actriz inglesa de 33 años, originaria de Birmingham, lleva ya un buen tiempo forjando su carrera artística en Hollywood. En 2014 estuvo nominada al Oscar y a los Globos de Oro por su protagónico en The Theory of Everything.

En la última emisión de Saturday Night Live (y la primera del año), Felicity Jones estuvo a cargo del monólogo de introducción. A pesar de toda su experiencia en películas y el éxito y fama que ha obtenido a raíz de ellas, era natural que se pusiera nerviosa. Afortunadamente no tuvo que afrontar esto sola porque contó con la ayuda de “Saw Guerrera”, que le hizo llegar un holograma de Tina Fey, vestida de la princesa Leia.

 


Tina Fey le dio algunos consejos para dominar los nervios: “No te preocupes, si Steven Seagal pudo hacerlo, también tú puedes“. Además, le dijo que no importaba lo que hiciera en el programa. De cualquier manera el nuevo presidente de los Estados Unidos, lo considera “triste y sobrevalorado”. Pero todo bien porque en realidad a nadie le importa lo que diga. Tina Fey aprovechó para mandar un mensaje a J. J. Abrams (el director de Star Wars: The Force Awakens): “Estoy técnicamente disponible para actuar en películas”.

No es la primera vez que Tina Fey se disfraza de Leia para la televisión. Recordemos que, en 30 Rock, Liz Lemon ya había intentado personificar a la princesa para zafarse de su compromiso como jurado.

 

 

Siempre es un placer ver a Tina Fey regresar a la pantalla chica. Más si es para apoyar a una de las protagonistas de Star Wars más entrañables, aunque nunca la hayamos visto blandir un lightsaber.

Comentarios

Comenta con tu cuenta de Facebook