Foto: Getty Images

Adria Tour: Novak Djokovic y la imprudencia que contagió de Coronavirus al tenis

Novak Djokovic es señalado como responsable del brote de Coronavirus en el mundo del tenis tras aferrarse a la desastroza organización del Adria Tour

Novak Djokovic, el tenista número uno del mundo ha dado positivo por Coronavirus. Aunque en realidad la verdadera noticia es que Novak Djokovic, el tenista número uno del mundo, se convirtió en el principal responsable de propagar el brote de Coronavirus en el circuito del ATP Mundial con el Adria Tour.

Y es que todos conocemos a alguien que cree que el Coronavirus no existe, que es un invento, o que a él/ella no le va a dar, hasta que topan con una dura realidad. Una realidad que suma más de 9 millones de contagios y 500 mil muertes en todo el mundo. En el caso de Djokovic las consecuencias pueden ser desastrozas, y no hay duda que el tenista debe ser señalado y sobre todo, servir como ejemplo para todo el mundo.

Y es que mientras científicos, gobiernos, organismos deportivos y civiles discuten cuál es la mejor forma de volver a “la normalidad”, Djokovic decidió organizar una gira de tenis por Serbia y Croacia bajo el nombre del Adria Tour, una gira benéfica que en papel iba a servir a los tenistas como preparación para el regreso de la temporada que se pretende reanudar en las próximas semanas.

El torneo se celebraría en los paises que han reportado menor incidencia de coronavirus (más no inmunidad) en el continente europeo. La primera parada ocurrió en Belgrado el 13 y 14 de Junio cuando miles de aficionados abarrotaron los estadios para ver una alineación de lujo, con Novak Djokovic, Dominic Thiem, Alexander Zverev o Grigor Dimitrov sin ninguna medida de prevención. A ningún tenista se le practicó alguna prueba de Coronavirus, tampoco a los asistentes que llenaron absolutamente todos los asientos de los estadios, sin procurar alguna medida de distanciamiento, y para cerrar con broche de oro, a todos los tenistas se les acabó viendo de fiesta en una discoteca.

 

Mientras las escenas daban la vuelta al mundo, Djokovic minimizó el problema y para la segunda parada del Adria Tour en Croacia, se sumaron tenistas como Boran Coric, Marin Cilic y Andrey Rublev que se unieron a la gira en medio de un baño de masas, rodeados de una multitud en una plaza pública de la ciudad de Zadar. Esto es una locura”, decía el búlgaro.

Así, llegó la noticia el domingo 21 deJunio, siete días después de aquella fiesta en Serbia, de que Grigor Dimitrov había dado positivo por Coronavirus. Después, se supo del caso de Borna Coric, y siguieron los entrenadores Kristijan Groh, (entrenador de Dimitrov), y Marko Paniki, (preparador físico de Nole) además del caso de Viktor Troicki y su esposa que está embarazada.

Ningún distanciamiento social. Fotos del Adria Tour publicadas en la página de Novak Djokovic

Ningún distanciamiento social. Fotos del Adria Tour publicadas en la página de Novak Djokovic

Las alertas se encienderon, el mundo recordaba las imágenes de aquella fiesta en Serbia, el Adria Tour se supendia y Djokovic, decidió hacer otro Djokovic negándose a someterse a las pruebas de Covid hasta que estuviera de regreso en Belgrado con su familia.

Este martes, ha sido el propio tenista quién ha confirmado que él y su esposa dieron positivo a la prueba por Coronavirus, generando una condena generalizada, no sólo del ATP o la WTA sino de sus propios compañeros tenistas, como Nick Kyrgios quién ha sido el más enérgico: “Esto es lo que pasa cuando ignoras todos los protocolos”.

Ahora, las autoridades sanitarias de Serbia, Croacia, Bulgaria y Francia están siguiendo la ruta de contactos que pudieron tener los tenistas infectados en las últimas semanas, con la esperanza de que este torneito de tenis, no se convierta en un nuevo brote de Coronavirus en varios puntos de Europa.

“Lamento mucho que nuestro torneo haya causado daño. Todo lo que los organizadores y yo hicimos el pasado mes lo hicimos con un corazón puro y sinceras intenciones. Creemos que el torneo cumplió con todos los protocolos sanitarios requeridos y la salud de nuestra región parecía estar en buenas condiciones para unir a la gente por razones benéficas”, explicó Djokovic en un texto publicado en sus redes sociales.

 

View this post on Instagram

 

A post shared by Novak Djokovic (@djokernole) on

“Nos equivocamos, fue demasiado pronto. No puedo expresar lo suficiente lo que siento por este y por todos los casos de infección. Si alguien estuvo en el Adria Tour, o estuvo cerca de algún asistente, hágase una prueba y practique el distanciamiento social” al tiempo en el que anunció la cancelación del resto de la gira que aún pretendía viajar a Sarajevo, Bosnia y Montenegro.

Dicen que la estupidez es involuntaria, pero cuando decides ignorar las recomendaciones científicas, manifestarte públicamente contra las vacunas y además poner en peligro la vida de miles de personas por tus creencias personales, no hay forma de no ser señalado y mucho menos de evadir tu responsabilidad.  Sobre todo, cuando decides criticar abiertamente las medidas de seguridad que se han propuesto para permitir el regreso del tenis y la reanudación de los Grand Slams en lo que resta del año.

Djokovic reprueba las rigurosas medidas que se planean para el US Open

 

Top Relacionadas