Andy Ruiz planea un par de peleas en este año después de la derrota frente a Anthony Joshua en diciembre pasado, pero antes debe buscar un nuevo entrenador luego de cortar a Manny Robles y también aceptó que requiere disciplina para alejarse de las distracciones para retomar su carrera.

Lo curioso es que después de realizar estas declaraciones en una entrevista para Fox Sports, el boxeador mexicano dio inicio a un festejo lleno de lujos, con caviar, camarones tequila y joyas.

 

“Creo que necesito mantenerme alejado de las distracciones. Necesito irme a un lugar donde esté enfocado, aislado. Y así recuperar mis títulos”, comentó previo al festejo, de acuerdo con Infobae.

El peso completo presumió sus lujos a través de su cuenta de Instagram, en la que mostró los platillos que comió junto con sus amigos, una serie de shots y las joyas, entre ellas un brazalete con diamantes y una cadena de oro.

Durante el año pasado, Ruiz se embolsó 20 millones de dólares por las dos peleas contra Joshua. En la primera obtuvo una ganancia de siete millones, mientras que en la revancha, en la cual perdió de manera decepcionante, infló su cuenta con 13 millones.

Getty Images

Indicó que a mitad del año desea pelear contra alguien sin tanto renombre y el elegido podría ser Luis Ortiz y para finalizar el año buscaría una pelea grande, ya sea ante Tyson Fury o el tercer capítulo contra Anthony Joshua.

 “Si (Fury) está buscado a alguien, aquí estoy. Pero quiero tener una pelea antes de hacer una grande”. En caso de que Deontay Wilder pida la revancha contra Fury, entonces Ruiz buscaría a Joshua de nueva cuenta.

Por lo pronto, Andy Ruiz continuará fuera de circulación en lo que consigue un nuevo entrenador.

¿Quién soy? Yo no soy más que un mendigo del buen futbol (y de F1), voy por el mundo, sombrero en mano, y en los estadios suplico: una buena jugadita por amor de Dios. Pasé por las filas de Futbol...

Comentarios

Comenta con tu cuenta de Facebook