Un hombre de 67 años de edad fue acusado por abusar sexualmente a más de 30 atletas, quienes entrenaban atletismo con el objetivo de llegar a Juegos Olímpicos.

El hombre fue identificado como Conrad Avondale Mainwaring, quien compitió en los Juegos Olímpicos de Montreal 1976 con la delegación de Antigua y Barbuda en las pruebas de los 100 y 400 metros con vallas.

Después de finalizar su carrera como atleta, ejerció como entrenador privado, aunque un año antes de los Juegos Olímpicos ya contaba con algunas denuncias en Inglaterra, donde entrenaba, por lo que cuenta con antecedentes de abusos sexuales desde hace 44 años.

Después de Montreal 1976, Mainwaring se estableció en Estados Unidos, donde también hubo denuncias después de un campamento de verano, sin embargo fue arrestado hasta el miércoles 19 de junio, después de hacerse público un reportaje en televisión en el programa Outside the Lines.

Getty Images

En el reportaje se devela el caso de un hombre de 20 años, quien habría sido víctima del exolímpico el 25 de junio de 2016, denuncia a la cual se unieron otros 30 casos, que detallaron que el entrenador se aprovechaba bajo el pretexto de realizar una terapia física y entrenamiento mental.

En la dinámica convencía a sus pupilos con la idea de que controlar las erecciones afectaba los niveles de testosterona en el cuerpo, en cambio mejoraría el rendimiento en competencia.

Conrad Avondale Mainwaring fue entrenador del dominicano Felix Sánchez, campeón olímpico en Atenas 2004 y Londres 2012 en los 400 metros y es considerado el mejor depostista de su país, aunqu él no se encuentra en el grupo de las 31 víctimas.

Getty Images

Mainwaring se declaró inocente el jueves 20 de junio, sin embargo deberá presentarse de nueva cuenta el 10 de julio para declarar sobre el caso y de acuerdo con NBC, el hombre se mantiene detenido, aunque con una fianza de 100 mil dólares podría recuperar su libertad.

La condena para este caso podría de ser cuatro años en prisión, lapso que se queda corto con las decenas de años que se le impusieron a Larry Nassar, el médico de la selección de gimnasia, quien fue declarado culpable por abusar sexualmente a más de 100 gimnastas.