Deportes

Carlos Sainz llevaba un amuleto el día de su accidente en el GP de Rusia

Los grandes conocedores del mundo motor no le encuentran mucha explicación al accidente que sufrió Carlos Sainz en los entrenamientos del Gran Premio de Rusia, en donde para su suerte no sufrió demasiados daños físicos. ¿Suerte?

Previo a subirse a su monoplaza, el piloto español siempre se encomienda a Dios, algo que posiblemente fue de ayuda, pero él agregó un ingrediente extra: un amuleto de la buena suerte.

Sainz perdió el control del Toro Rosso en la curva 12 del circuito de Sochi, la rueda delantera izquierda y la suspensión fallaron, por lo que colisionó contra una barda:

De inmediato se le realizaron estudios, pruebas médicas y al final corrió el GP, pero su mánager aseguró que las cosas no fueron peores gracias a algo que parece simplemente una tira de tela:

Esta colguije es la medida de la Virgen del Pilar con los colores de la bandera de España, algo que de acuerdo a los supersticiosos, fue de gran ayuda.

Comenta con tu cuenta de Facebook