Por Miguel Ángel Delucio | @miguel_delucio

Hay críticas sobre el nivel mostrado en estos playoffs de la NBA. Cavaliers y Warriors barriendo a quien se le pone en frente y los demás tratando de salir adelante. Sin embargo, hay una serie que se está llevando las palmas.

Boston Celtics y Washington Wizards nos hada regalado un verdadero espectáculo. Esta serie, que va por su séptimo y definitivo juego, ha tenido de todo. Grandes jugadas, canastas en los últimos segundos y mucha, pero mucha rivalidad entre los jugadores.

Esto viene de mucho más atrás de la postemporada y hasta más atrás. En realidad, estos son de los pocos equipos en la liga en los que se nota que no se caen nada bien. Todo inició en las épocas de Larry Bird y Jeff Ruland, allá por los años ochenta. Desde ese entonces no se enfrentaban en playoffs y para esta temporada regular las cosas andaban muy calientes.

Boston Celtics v Washington Wizards

Foto: Getty Images

Fue el 16 de enero del 2016 cuando la rivalidad se empezó a hacer más evidente. Jay Crowder afirmó que el entrenador de Washington, Randy Wittman, le dijo de groserías en pleno partido. De ahí, nada pasó y sólo le dieron una falta técnica a Crowder por contestar.

Para esta campaña las cosas se pusieron aún más intensas. John Wall prácticamente tacleó a Marcus Smart a principios de noviembre del 2016. Smart contestó, a los dos les dieron técnica y para enero, esto explotó.

Bradley Beal y Smart estaban muy molestos y se golpearon en el suelo cuando los dos cayeron. Después, el jugador de los Celtics clavó el balón en la canasta y de paso también el codo en la cara de Beal. Bradley sufrió una fractura de nariz y una conmoción cerebral. Finalmente, en ese mismo juego Crowder , le picó la nariz a Wall y se armó la campal.

La temporada los puso de nuevo para enfrentarse, ahora en playoffs. Se han hecho de palabras, parece que Boston se separa pero Washington resurge de las cenizas para seguir vivos. Justo así fue el juego seis, cuando Wall anotó en triple con menos de 10 segundos en el reloj y con esto empató 3-3 para llevar al último juego.

Además, John habló sobre la vestimenta de los Celtics cuando llegaron a su estadio: “no vengan a mi ciudad vestidos de negro y diciendo que esto es un funeral”.

Esta serie definirá quién juega contra Cleveland en la final de Conferencia. El lunes 15 de mayo jugarán el último y como han sido los partidos, seguro será un partidazo digno de recordar en estos playoffs de la NBA.

Pleca Instagram Sopitas Deportes