La temporada 2019 de Fórmula Uno pudo tener otro presente para el mexicano Sergio Pérez, pues tuvo opciones para cambiar de escudería después de cinco años con Force India, sin embargo, el tapatío renovó contrato por un años más.

Ante el retiro de Fernando Alonso y el hecho de no contemplar a Stoffel Vandoorne para los planes futuros, la escudería McLaren comenzó la búsqueda de pilotos para la temporada que comienza en marzo y finalmente fichó al español Carlos Sainz y al británico Lando Norris, sin embargo, Checo fue opción antes de ellos.

Getty Images

Checo aseguró que la escudería británica intentó ficharlo para este año, sin embargo, McLaren no cuenta con autos tan desarrollados, lo que le daría menos chances de competencia, a diferencia de Racing Point, que es el nombre con el que Force India se identificará en este año.

“McLaren es un gran equipo, le falta un poco de tiempo, pero lo que más me convenció es el futuro en Racing Point. He estado tantos años en este equipo, me siento muy cómodo y veo un futuro brillante. Y me involucré mucho con el equipo, con el proceso de administración, nuevos propietarios y demás, así que sentí que hay algo más que tengo que hacer para este equipo y me sentí muy feliz de comprometerme un año más”, declaró el tapatío.

Checo ya estuvo en McLaren en 2013 y su experiencia no fue grata al hacer equipo con Jenson Button. Durante ese año hizo 49 puntos, cifra que representa la segunda más baja desde que compite en el Gran Circo.

Durante la temporada pasada, Force India perdió todos sus puntos conseguidos en las 12 primeras carreras al cambiar de propietarios y modificar el nombre y aún así sumó 52 unidades, sólo 10 menos que McLaren. Es decir, en las últimas nueve carreras, el equipo de Checo cosechó casi lo mismo que McLaren toda la temporada.

Estoy sorprendido por eso. Lo cerca que estuvimos, a pesar de los problemas que sufrimos”, dijo el mexicano.

Getty Images

Racing Point presentará su nuevo monoplaza a mediados de febrero, un mes antes del primer Gran Premio del año, el cual se correrá en Australia el 17 de marzo.