El Clásico Capitalino no sólo es un duelo atractivo que nos promete un gran duelo, sino que hay un elemento extra que le puso sabor al juego durante toda la semana. El fichaje de Nico Castillo al América molestó mucho a la afición de Pumas, por lo que los comerciantes aprovecharon esto y se pusieron a vender billetes falsos afuera del Estadio de CU para que le aventaran al chileno.

¡Bien jugado, comerciantes! Venden billetes falsos afuera de CU para aventarle a Nico Castillo

Vamos a ver la situación. Nico Castillo fue el héroe de Pumas hace unos meses pero desde que llegó al América es considerado como un traidor, por lo que a lo largo de la semana los fanáticos de los universitarios se organizaron para aventarle billetes falsos al futbolista, pues lo consideran ‘un vendido’.

Los comerciantes se enteraron de esto y nada perdidos sacaron fajos y fajos de billetes falsos para hacer una buena venta y vaya que les funcionó, pues con tal de hacer sentir mal al chileno, comprarían lo que fuera.

¡Bien jugado, comerciantes! Venden billetes falsos afuera de CU para aventarle a Nico Castillo

En distintos puntos afuera de las inmediaciones del Estadio de CU, hubo comerciantes vendiendo billetes falsos y pollos de goma, los cuales servirían para aventarle al futbolista cuando saliera del túnel para el calentamiento, dentro del terreno de juego, al medio tiempo o al finalizar el encuentro.

Algunos de los billetes llevaban la leyenda ‘traidor’, ‘vendido’, ‘ch*nga tu madre’, ‘wilo’, entre otras cosas y de igual forma los pollos de goma, además del nombre del ahora refuerzo americanista.

El costo de los fajos pequeños variaba mucho, pues se encontraban desde los $30 hasta los $45. Dependía mucho de la denominación, tamaño y cantidad de los billetes pero lo que era claro y todos tenían en común era una sola cosa; el rencor contra Nico Castillo.

¡Bien jugado, comerciantes! Venden billetes falsos afuera de CU para aventarle a Nico Castillo

El chileno se ha tratado de mantener al margen dentro de lo que cabe y sin entrar en polémica, pero lo que es un hecho es que la afición de CU no lo va a perdonar nunca.