La presente temporada de la NBA se ha caracterizado por estar llena de récords: el del Golden State positivamente y el de los Philadelphia Sixers de manera negativa

, pero ayer se sumó otro a esta lista.

Los Clippers lograron vencer ayer 102–87 a Portland, siendo DeAndre Jordan el jugador que más llamó la atención en el juego, debido a que igualó una marca en la NBA de la que seguro no estará orgulloso.

El pivot se vio obligado a lanzar 34 tiros libres debido a la insistencia en la estrategia del “Hack-a-Jordan”, la cual consiste en golpear intensionalmente a un jugador para cobrar una falta.

De ese número, el basquetbolista falló 22 encestes, con lo cual igualó la marca que poseía Wilt Chamberlain en 1967, con el mismo número de errores.

https://youtu.be/1ralEhcRPsE

Con sus 34 disparos al aro, Jordan logró imponer un récord de franquicia y se quedó a cinco intentos de superar lo hecho por Dwight Howard en 2012.