Especial

Los ganadores y los perdedores que dejó el Draft de la NBA

La NBA realizó el Draft más atípico de su historia, pues por primera vez cambió el formato presencial por uno virtual debido a la pandemia del coronavirus, sin embargo, como cualquier otro Draft, este dejó movimientos que dejó conformes a muchos aficionados, pero a otros no tanto.

Sin duda alguna, los equipos que consiguieron oro fueron los primeros picks, y precisamente ese es el objetivo del Draft, fortalecer a los equipos más débiles, mientras que las últimas potencias no accederán a los mejores talentos.

Los ganadores del Draft

Minnesota Timberwolves

Los tres peces gordos del Draft eran Anthony Edwards, James Wiseman y Lamelo Ball. Los Timberwolves podrían ser considerados como los ganadores indiscutibles pues se llevaron a Edwards con el pick número uno, pero además se reforzaron con otros tres jugadores en la primera ronda: Leandro Bolmaro, el único latino y proveniente del Barcelona de España, y Jaden McDaniels.

 

Golden State Warriors

También le fue bien a los Golden State Warriors, que después de una temporada para el olvido, sumaron a sus filas al que es considerado el mejor exponente de la actual generación, James Wiseman.

Ser últimos en la Conferencia del Oeste no es motivo de orgullo, pero Golden State se benefició de ello, pues pensemos que para la siguiente temporada ya contará con un quintento espectacular al recuperar a Steph Curry, Klay Thompson, Draymon Green, quienes ahora tendrán un nuevo cómplice con Wiseman.

Charlotte Hornets

El equipo que dirige desde las oficinas Michael Jordan se quedó con Lamelo Ball, una de las joyas en este Draft, pero además contó con otros tres picks que son talentos para pulir de cara al futuro: Vernon Carey, Nick Richards y Grant Riller.

Tal vez con estos movimientos, el equipo de Jordan no alcance playoffs en la siguiente temporada, pero la franquicia puede pensar al menos en un proyecto hacia el futuro.

Los perdedores

Chicago Bulls

Los Bulls tenían el cuarto pick y eso significa que podía llevarse a una de las joyas de la corona, como Deni Avdija, sin embargo prefirió apostar por Patrick Williams, quien no estaba en las proyecciones del top 5 y en muchos casos ni en el top 10. Se dice que Williams es un muy buen jugador, pero no para pensar en el éxito a corto plazo, sino muy a futuro. En su segunda y última elección se fueron por Marko Simonovic.

 

Boston Celtics

Para muchos este es el gran perdedor, pues los Celtics tenían dos elecciones en la primera ronda para buscar un pivot, uno de los puestos en los que más necesita gente, pero se armaron con el alero Aaron Nesmith y el base Payton Pritchard. En la segunda ronda amarraron al base Yam Madar.

 

El hecho de pensar que Boston perdió en el Draft es sólo un decir, pues se espera que los Celtics estén en playoffs en 2021 y tal vez llegue más lejos que todos los equipos antes mencionados, por lo que los elegidos en el Draft alimentarán las opciones en las rotaciones.