Las acusaciones de trampa de Ferrari en F1 y la polémica postura de la FIA

La Federación Internacional de Automovilismo, Ferrari y Fórmula 1 traen una fiesta bien buena, luego de darse a conocer una carta firmada por siete escuderías, que acusan al equipo del caballo rampante de haber violado el reglamento.

La carta está firmada por todas las escuderías, salvo Hass y Alfa Romeo, que de alguna manera dependen de Ferrari. La acusación apunta a alteraciones a la unidad de potencia (motor) que habría dado un mayor rendimiento a los autos de Sebastian Vettel y Charles Leclerc.

Las sospechas nacieron en el Gran Premio de Estados Unidos, en el que, de acuerdo con Red Bull, los Ferrari alcanzaron un mayor rendimiento en las rectas, respecto al resto de los equipos.

Getty Images

Piden castigo ejemplar

Pese a las supuestas irregularidades, Ferrari se ha mantenido bajo la sombra de Mercedes, que ha ganado los últimos seis años. De hecho, Ferrari no gana un título de pilotos desde 2007, con Kimi Raikkonen, sin embargo, habría afectado de manera indirecta a Red Bull, que es considerada la tercera potencia.

Helmut Marko, director de la escudería Red Bull indicó que en caso de que Ferrari no hubiera competido bajo irregularidades, tal vez tendrían más segundos lugares en los campeonatos de pilotos y constructores.

Hemos perdido cantidades de dos dígitos por terminar en tercer lugar en lugar de segundos, no sólo porque el segundo recibe más, también porque nuestros contratos de patrocinio están relacionados con el rendimiento”, explicó, por lo que aseguró que una multa de 10 o 20 millones de dólares sería poco, de acuerdo con Marca.

Getty Images

Por ello, Marko pide que a Ferrari le sean retirados los puntos como sucedió con McLaren en 207, además de una sanción de 100 millones de dólares.

La FIA dice que no es cierto

Tras estas acusaciones, la Federación Internacional de Automovilismo indicó que realizó una investigación y no hay infracciones demostrables, pero decidió no publicar detalles de la investigación, amparada en el procedimiento legal de la misma FIA, misma que amenazó con actuar legalmente contra los equipos que han acusado a Ferrari.

Se dice que la FIA habría pedido a Ferrari, como una especie de sanción, su ayuda para desarrollar combustibles para el futuro, lo cual tampoco tiene contentas a varias escuderías, al considerar que de esta manera el equipo italiano obtendría experiencia en esta rama.