Francesco Totti se retiró como una leyenda al dedicar su carrera futbolística con la Roma, club con el que sólo consiguió un título de liga. Pese a que hubo ofertas del Real Madrid y también en la MLS, el “Emperador” se mantuvo fiel a sus colores.

Trabajó unos meses como parte de la directiva del conjunto giallorossi y presentó su renuncia debido a diferencias con el ex director general, Franco Baldini, por lo que decidió hacerse a un lado.

“Me obligaron a dejar de jugar. Querían que me retirara y ya tenía un contrato de seis años como director deportivo. La relación con Franco Baldini nunca ha existido ni existirá. Uno de los dos tenía que irse“, indicó.

Getty Images

Ahora, Totti es representante de futbolistas y entre sus representados se encuentra Sebastiano Esposito, de 17 años y quien juega en el Inter de Milán. En su nuevo rol, el exjugador indicó que no llevaría a sus representados a la Roma, pues vende en poco tiempo.

“Si yo fuera mi representante no me aconsejaría ir a la Roma. Me venderían demasiado rápido”, tómala.

Getty Images

Totti jugó con la Roma a lo largo de 24 años, en los que disputó 785 partidos, en los que marcó un total de 307 goles, cifras en las que difícilmente puede pensar un jugador del plantel actual.