Aceptémoslo, con Gennaro Gattuso las opciones de juego para el mexicano Hirving “Chucky” Lozano son escasas en el Napoli. El cambio de técnico no le cayó del todo bien al atacante que brilló las dos temporadas anteriores con el PSV y será difícil que la situación cambie para este lunes, cuando el conjunto napolitano encare al líder Inter de Milán.

Previo al partido, Gattuso fue cuestionado sobre la situación del mexicano, de quien descartó lesiones y aunque destacó que es un jugador a quien se le puede sacar provecho, por ahora no le ha encontrado lugar.

“Él está muy bien. Es un jugador que puede darnos una gran ayuda, sólo tenemos que ponerlo en una posición para desempeñarse mejor”, declaró de acuerdo con ESPN.

Getty Images

El estratega comentó semanas antes, previo al juego contra el Sassuolo, que Lozano no jugará como eje de ataque, sino por los costados, donde puede hacer mayor daño, sin embargo, no le dio actividad en dicho partido.

Para el primer encuentro de Gattuso, contra Parma, el mexicano inició en el banquillo e ingresó sólo para los últimos 11 minutos. Esa es toda la actividad del mexicano desde la llegada del exjugador del Milán.

Getty Images

Gattuso puso fin a una racha de ocho partidos sin ganar en el Napoli en la Serie A y en el arranque de año tendrá que medirse al líder, que en lo que va de la campaña sólo ha perdido un partido, ante la Juventus, en la séptima jornada. Desde entonces suma 10 partidos consecutivos sin derrota.