Stephen Curry es imparable. El mejor guardia de la NBA se lució (ooootra vez) ante los Pelicans con una actuación de época al lograr 53 unidades, el segundo dígito más alto en su carrera, para que los Golden State State Warriors aplastaran 134-120 a los New Orleans Pelicans a domicilio.

Con ello, los ‘Guerreros’ llegaron a su tercera victoria de la temporada y segunda ante los ‘Pelícanos’ para mantener el invicto en su temporada como campeones defensores. Curry se lució con 53 puntos, cuatro rebotes, nueve asistencias y cuatro robos en su mágica velada.

Por su parte, Anthony Davis no pudo evitar la derrota a pesar de sus 26 unidades y 15 rebotes y comanda un decepcionante inicio de temporada de New Orleans con tres derrotas en fila y sin conocer la victoria aún.

Aquí lo sucedido:

https://www.youtube.com/watch?v=O4sXdktFDEM