El mediocampista argentino mundialista en 2010, Jonás Gutiérrez, demandará a su antiguo club, el Newcastle United por dos millones de libras esterlinas debido a que según el mismo jugador, el club no lo apoyó nada cuando padeció de cáncer, ni en tratamiento, ni en la recuperación, por lo que el jugador argentino, decidió solicitar una indemnización.

Gutiérrez dejó a los de San James Park al final de la temporada luego de que el club no le ofreciera algún nuevo contrato. Justo antes de eso, Gutiérrez anotó el gol con el que el Newcastle se salvó y al siguiente día, el club le informó que no lo renovarían.

Jonás fue el único jugador del Newcastle que había hecho aparición en todos los partidos que el club disputó en los últimos 5 años, hasta que comenzó su batalla contra el cáncer. También, el jugador declaró que nunca podría regresar al club debido a que la relación con los directivos terminó muy rota.