En la última vuelta del Gran Premio de Brasil, Alexander Albon ya se saboreaba el segundo sitio del Gran Premio de Brasil, sin embargo, al salir de la recta principal, con casi una vuelta completa por dar, Lewis Hamilton lo sacó de la pista, por lo que quedó sin puntos.

Hamilton todavía pudo atacar en la parte final a Pierre Gasly, quien tras el incidente ascendió al segundo peldaño. El volante de Toro Rosso logró su primer podio al finalizar segundo y Hamilton terminó tercero.

Sin embargo, la Federación Internacional de Automovilismo inició una investigación por el incidente con Albon, a quien llamaron para declarar junto al británico, quien fue sancionado con cinco segundos de penalización.

De esta manera, el británico perdió el tercer lugar y el beneficiado terminó siendo el español Carlos Sainz, quien ascendió del cuarto al tercer lugar, por lo que el podio oficialmente quedó conformado por Max Verstappen, Pierre Gasly y Carlos Sainz.

 

Con los cinco segundos de sanción, Hamilton cayó al séptimo sitio y sólo sumó seis puntos.

Tras la resolución, Hamilton indicó que le daría el trofeo del tercer lugar al volante de McLaren, por lo que por primera vez en la temporada, ningún piloto de las escuderías Mercedes y Ferrari pusieron un pie en el podio.