Lo de los Lakers en la NBA va en serio esta temporada, pues además de liderar el Oeste son implacables fuera de casa. Con una marca de 20-3, los playoffs están a la vista después de pasar seis años seguidos mirando las finales por TV, aún con la llegada de LeBron James el año pasado.

Para esta campaña las cosas son diferentes, especialmente jugado fuera de casa, pues ya acumulan 11 victorias consecutivas, por lo que jugar fuera del Staples Center es sinónimo de victorias.

El único equipo que ha podido salir con vida es el otro inquilino del Staples Center, los Clippers, que fungieron como visitantes administrativos y se impusieron 112-102 en el primer partido de la temporada, por lo que técnicamente hasta el momento, los angelinos han ganado todos sus partidos fuera de casa.

Getty Images

Mavericks, Spurs (dos veces), Bulls, Suns, Thunder, Grizzlies, Pelicans, Nuggets, Jazz y por último Trail Blazzers han sido las víctimas de los Lakers esta temporada en su propia duela.

De esas 11 victorias al hilo, en ocho ocasiones los Lakers han superado la barrera de los 110 puntos y dos veces han llegado o superado los 130. Al Thunder lo despachó 130-127 y a los pobres Blazzers 136-113.

Habrá mucha gente que estará celosa ahora. Hemos jugado contra muchos equipos, hemos jugado duelos muy duros fuera de casa. No es fácil ganar en San Antonio, en Dallas, en Denver, en Utah”,  declaró Kyle Kuzma.

Y no es que en casa no tengan buenos números. Los Lakers suman sólo han sufrido dos descalabros en casa, frente a Toronto y después uno muy doloroso contra Dallas. Este domingo vuelve a Los Ángeles para encara a Minessota para después volver a la carga fuera de casa ante Olrlando Magic, Miami Heat, Atlanta Hawks, Indiana Pacers y finalmente el 19 de diciembre ante los Milwauke Bucks, el único equipo que le ha seguido el paso con idéntica marca de 20-3 en el Este. ¿Quién será el valiente que le ponga un alto a los Lakers?

Getty Images