En un movimiento que se venía rumorando, los Miami Dolphins tienen nuevo mariscal de campo. Es nada más y nada menos que Jay Cutler, que se decía estaba pensando seriamente en colgar el casco y retirarse.

Cutler llega como agente libre después de ocho años con los Chicago Bears. En el equipo del Norte de la Nacional lo que lo caracterizó fue la inconsistencia. Llegaba a tener grandes partidos, pero en los momentos importantes se hacía chiquito.

Ahora firma por un año y 10 millones de dólares. Este dinero que recibe es de un QB titular, por lo que la lesión de Ryan Tannehill parece más grave de lo que la franquicia ha comunicado.

¿Y por qué tienen que llorar en Miami?

Este año pintaba como un avance y con Adam Gase al mando la ofensiva podía ser sumamente explosiva. Tanehill parecía que estaba a nada de tomar el siguiente paso, Jay Ayayi en su segundo año promete mucho nivel y los receptores son jóvenes y talentosos.

Ahora, todo esto depende de un mariscal de campo que jamás se caracterizó por ser líder. Como luego dicen en el futbol, se le considera pecho frío. Y por si fuera poco, en sus últimos años también sufrió problemas de lesiones.

Finalmente, los Dolphins prefirieron a Cutler sobre Colin Kaepernick. En esa constante de no firmar al exmariscal de los 49ers, parece que Miami quiso (como todos) evitar polémica.

Solo queda esperar que digan cuánto tiempo se perderá Ryan. De ahí, que dios agarre confesados a Miami y se acostumbren a pasar corajes con Jay comandando la ofensiva.

Pleca Instagram Deportes

Comentarios

Comenta con tu cuenta de Facebook