Getty Images

Los Pats liberan a Antonio Brown en el clímax de la investigación por abuso sexual

El gusto le duró poco a Antonio Brown, pues los Pats le dieron las gracias. La franquicia de New England liberó al receptor abierto sólo un par de semanas después de haber firmado un contrato por un año y más de 15 millones de dólares.

Sin embargo, el exjugador de los Raiders apenas tuvo tiempo para debutar en la segunda semana contra Miami cuando el mundo ya se le estaba viniendo en cima, tras darse a conocer una acusación por abuso sexual en contra de una de su exentrenadoras.

La investigación sigue abierta y a la misma se han agregado otras historias publicadas el lunes por Sports Ilustrated que dejaron en evidencia una serie de malas conductas y abusos de Brown con asistentes, cocineros y artistas, entre otros.

Getty Images

La artista fue contratada por Brown en 2017 para pintar un mural en la casa del jugador en Pittsburgh, donde habría sido víctima de abuso sexual, de acuerdo con Sports Ilustrated (SI). “Estaba arrodillada mientras pintaba y se volvió para encontrar a Brown detrás de ella, desnudo, con una pequeña toalla sobre sus genitales”, publicó SI.

Al quedar en jaque, el receptor abierto intentó intimidar a la artista con mensajes en los cuales amenazó su integridad, incluso utilizó imágenes de los hijos de la mujer. Los mensajes, que se habrían escrito el miércoles, se filtraron en redes sociales.

En tanto, la abogada de la artista,  Lisa J. Banks, pidió a la NFL que tomara cartas en el asunto al calificar el caso como “intimidante y amenazante”. La liga actuó como intermediaria en la comunicación de los responsables de la investigación y la abogada y finalmente los Pats decidieron terminar la relación laboral con Antonio Brown.

 

El propio jugador confirmó la ruptura con los Pats en su cuenta de Twitter, en la que escribió un corto mensaje agradeciendo a la franquicia de New England.

http://instagram.com/sopitasdeportes