Un niño de 15 años le marcó un gol al equipo de Joel Huiqui

La temporada regular de la USL, la liga secundaria de futbol de la liga de Estados Unidos, llegó a su final y Las Vegas Lights, equipo en el que trabajó el mexicano José Luis Sánchez Solá, alías Chelís, certificó su primera temporada profesional.

El conjunto de Nevada contó con la presencia de hasta nueve jugadores nacidos en México, entre ellos el hijo del técnico Daniel Guzmán y el experimentado defensa de Cruz Azul, Joel Huiqui, famoso por hacerse el muertito para evitar que le marcaran un penal ante Morelia, cuando jugaba con Cruz Azul.

 

En su último partido contra el Sacramento Republic, que se impuso 1-0 en el debut de Matthew Harding, un niño de 15 años que es fanático del futbol y que a su corta edad ya venció el cáncer.

Harding firmó un contrato con el equipo californiano y arrancó el partido como titular ante Las Vegas. Matthew salió al terreno de juego como cualquier jugador, incluso llevó de la mano a un niño al centro de la cancha. Para este partido, Huiqui no tuvo actividad.

Con la facilidad del equipo de Las Vegas, el niño marcó el primer gol en el primer minuto, el cual fue festejado por las 11 mil personas que se dieron cita en el estadio y el joven jugador recibió las felicitaciones de sus compañeros y también rivales. Acto seguido Matthew Harding fue sustituido.

Harding superó un extraño tipo de cáncer que le ocasionó varios tumores. “Cuando tenía cáncer sabía que podía vencerlo. He jugado mucho al futbol y eso me ha ayudado”.

Como se trataba de una especie de homenaje, el gol no fue al marcador. De hecho, el partido se reinició, pero de todos modos Sacramento se impuso por la mínima diferencia gracias al gol de Cameron Iwasa a los 54 minutos.