Paola Pliego ganó la demanda contra la Conade por el caso del falso doping que le impidió asistir a los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro 2016. Ahora, la Comisión Nacional de Cultura de Cultura Física y Deporte deberá compensar a la esgrimista con la nada despreciable cantidad de 15 millones de pesos.

Sin embargo, la queretana no se encuentra satisfecha, ya que tras ese caso su vida ha cambiado. Sigue pendiente el sueño de los Juegos Olímpicos, aunque ahora representaría a Uzbekistán, después de naturalizarse el año pasado y reside en París Francia.

Pese a que alcanzó justicia, Pliego asegura que no está feliz con el desenlace por más millones que hubiera recibido. “Si pudiera regresar cuatro años el tiempo, preferiría los Olímpicos que el dinero”, dijo a ESPN.

Mexsport

Ya con la demanda ganada, la esgrimista indicó que aún quedan pendientes otros dos aspectos. “Nunca he recibido una disculpa… También me habría gustado que la Conade hiciera una investigación para saber exactamente qué pasó y un perdón. Acabé en otro país… desde el principio yo siempre dije la verdad”, comentó.

La esgrimista buscará su pase olímpico antes del mes de marzo, en las eliminatorias rumbo a Tokio 2020, y aunque ahora responde por Uzbekistán, Pliego dejó claro que en el fondo representa a México.

Mexsport

“Soy mexicana y a mí nadie me lo quita y para mí si estoy en una competencia soy mexicana y represento a México siempre en mi corazón”, declaró.