André Onana pasó un día complicado en el arco del Ajax, pese a que su equipo se quedó con el triunfo 3-1 sobre el Utrecth. No es que el arquero camerunés haya tenido mucho trabajo bajo los tres postes, sino que los problemas los sufrió con los aficionados del equipo local.

Onana, camerunés de 22 años, pasó casi un día de campo a lo largo de los primeros 45 minutos, el problema llegó en el complemento, cuando le tocó defender el arco ubicado a espaldas del grupo de ultras del Utrecht.

El partido lo ganaba el Ajax 1-0 y al minuto 60 cayó el segundo gracias a un penal bien ejecutado por Dusan Tadic. Tras el segundo tanto del Ajax y una vez reanudado el partido, los ultras aprovecharon la cercanía del portero para arrojarle vasos y petardos que explotaron cerca de él.

 

Ante esta situación, el árbitro tuvo que suspender el partido por algunos minutos hasta que se restableciera la seguridad para no poner en riesgo la integridad física del guardameta.

Utrecht se acercó al marcador a los 74 minutos, pero Ajax amarró el triunfo en el tiempo agregado y de esta manera el promete ser el futuro equipo del mexicano Diego Lainez se mantiene dos puntos por abajo del líder PSV, del mexicano Hirving Lozano.