En el segundo partido de la NBA en México, del 2019, los San Antonio Spurs ganaron con un apretado marcador de 121-119 a los Phoenix Suns.

La Arena Ciudad de México mostró un pletórico lleno para un par de equipos con marca perdedora, pero que ansiaban ver a Ricky Rubio, uno de los consentidos de la afición mexicana, y el español superó las 4 mil asistencias ante los aficionados tricolores.

El primer cuarto fue ampliamente dominado por los Spurs, que cerraron ganando 28-18 pero en el segundo episodio fueron superados y nunca pudieron ponerse en ventaja. Al medio tiempo, los Suns lo ganaban 48-44 y a partir de ahí, el partido no dejó de ser parejo.

El tercer periodo siguió igual con unos Suns contundentes, marcando 12 puntos por 6 de los Spurs en el arranque del mismo. Todavía ese tercer cuarto fue liderado por los de Phoenix para finalizarlo 80-78.

En el inicio del último cuarto, Dejounte Murray fue el encargado de darle la vuelta al marcador pero Saric marcó un triple para devolverle la ventaja a los de Phoenix. Cuando quedaba menos de 1 minuto en el reloj para que terminara el partido, el electrónico estaba 104-104. Parecía que los Spurs lo ganaban pero Ricky Rubio comandó la última jugada para que Oubre Jr. marcara el triple del empate, dejando dos segundos en el reloj.

Los cinco minutos extra volvieron loca a la Arena Ciudad de México y lo parejo no se le quitaría nunca al partido. Ricky Rubio le dio la vuelta con un minuto y medio, pero los Spurs respondieron con un doble. El español parecía darle el triunfo a los Suns con un triple al final pero De Rozan lo empató casi al final.

La jugada decisiva la tuvo Patty Mills con un doble a nada de finalizar el encuentro. El último tiro de los Suns lo tuvo Ricky Rubio pero el balón pegó en el aro y cayó fuera.

El triunfo deja a los Spurs con marca de 10-15, colocados en la decimosegunda posición de la Conferencia del Oeste, mientras que los Suns se quedarán en la octava con marca de 11-14.